La sepsis severa estaría asociada al tipo de alimentación

La sepsis severa estaría asociada al tipo de alimentación La sepsis, conocida entre la población como 'envenenamiento de la sangre', ocurre cuando la respuesta inmunológica del cuerpo comienza a dañar órganos y tejidos.

Agencia Latina de Noticias Medicina y Salud Pública

La sepsis, aunque no es un nombre muy conocido, es una de las principales causas de muerte en los Estados Unidos. Se trata de una complicación potencialmente mortal que surge a partir de una infección. La sepsis, conocida entre la población como ‘envenenamiento de la sangre’, ocurre cuando la respuesta inmunológica del cuerpo comienza a dañar órganos y tejidos. Si una persona afectada por esta anomalía no recibe atención temprana, la presión arterial puede bajar a niveles peligrosos y fatales, hecho que los médicos describen como shock séptico.

Según los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC), 1.7 millones de adultos en los Estados Unidos desarrollan sepsis cada año, y aproximadamente 270,000 de ellos mueren. De hecho, 1 de cada 3 personas que fallecen en los hospitales y clínicas, padecían sepsis al momento de la muerte.

De acuerdo con un estudio reciente, la llamada ‘dieta occidental’ podría ayudar a explicar por qué la sepsis afecta a algunas personas más gravemente que a otras. El equipo de investigadores -de la Universidad Estatal de Portland en Oregon- publicó sus hallazgos recientemente en la revista Proceedings of the National Academy of Sciences.

En el estudio, alimentaron a ratones con el equivalente de una dieta occidental. Es decir, alta en grasa y azúcar y baja en fibra, mientras que los ratones de un grupo de control recibieron alimentos estándar. A medida que el estudio progresaba, los científicos descubrieron que los ratones que consumían la dieta de tipo occidental tenían niveles más altos de inflamación, incluso antes de que comenzara la sepsis.

Este hallazgo respalda estudios anteriores que demuestran que una dieta de tipo occidental puede aumentar los niveles de inflamación en varios sistemas del cuerpo, como el sistema cardiovascular, el cerebro y los intestinos.

Es importante destacar que los ratones que consumieron una dieta occidental experimentaron casos más graves de sepsis y tuvieron un mayor riesgo de mortalidad. “El sistema inmunológico de los ratones en la dieta occidental se veía y funcionaba de manera diferente. Parece que la dieta está manipulando la función de las células inmunitarias para que seas más susceptible a la sepsis, y cuando te da sepsis, mueres más rápido“, explicó Brooke Napier, autora principal y profesora asistente de biología al portal web MedicalNewsToday.com

En su trabajo, los investigadores también describen algunos marcadores que podrían ayudar a predecir qué personas están en mayor riesgo de estas respuestas inmunológicas extremas. Al verificar la presencia de estos biomarcadores en la sangre, podría ser posible identificar a los pacientes que tienen un mayor riesgo de sepsis y potencialmente tratar sus infecciones de manera más agresiva.

Si usted sabe que una dieta alta en grasa y azúcar se correlaciona con una mayor susceptibilidad a la sepsis y una mayor mortalidad, cuando esos pacientes están en la Unidad de Cuidados Intensivos, usted puede asegurarse de que están comiendo las grasas correctas y la proporción correcta de grasas”, explicó Napier.

Para dar seguimiento a este estudio, los investigadores planean profundizar en el contenido de una dieta occidental. Además, esperan identificar si determinados tipos de grasa están interactuando con las células inmunitarias para alterar su funcionalidad.

X