Falta de cuidado prenatal desencadena anomalías en neonatos

Dra. Norma Arciniegas, directora del Departamento de Pediatría del Mayagüez Medical Center

César Fuquen Leal
Agencia Latina de Noticias de Medicina y Salud Pública

Uno de los riesgos inminentes a los que se podrían enfrentar las madres durante el embarazo es que un teratógeno afecte la salud del feto en formación y desencadene anomalías en los bebés. Los teratógenos son agentes capaces de causar defectos congénitos.

Estos agentes podrían ser medicamentos prescritos, drogas ilícitas, bebidas alcohólicas o una enfermedad crónica no controlada en la madre que aumentan el riesgo de causar daños en el embrión. Así lo evidenció la Dra. Norma Arciniegas, directora del Departamento de Pediatría del Mayagüez Medical Center en entrevista con la Revista Medicina y Salud Pública (MSP).

“Entre los químicos ambientales ligados a los teratógenos que causan defectos de nacimiento en los fetos expuestos se incluye el plomo, el metilmercurio, los bifeniles policlorados (compuestos actualmente prohibidos, pero se encuentran en el ambiente por su uso indiscriminado en el pasado en la industria agrónoma, a veces usados como fertilizantes”, explicó la pediatra.

Teratógenos más comunes

Los altos niveles de azúcar en la sangre actúan como uno de los principales teratógenos que podrían incidir negativamente en la salud del feto. Sin embargo, existen otras condiciones que aumentan significativamente el riesgo de defectos congénitos en los bebés.

Hay trastornos metabólicos de la madre que pueden causar también efectos durante el embarazo, como la diabetes materna; el exceso de azúcar en la sangre de la madre causa defectos en el bebé. La fenilalanina es un aminoácido que generalmente nosotros metabolizamos y no nos causa ningún daño, pero hay pacientes que sufren de fenilcetonuria, una condición caracterizada por la incapacidad de metabolizar la fenilalanina y eso causa toxicidad en el feto también. Otros teratógenos incluyen el alcohol cuyos efectos causan retraso en el crecimiento fetal, microcefalia (que es cabeza pequeña), debido a la interferencia con el desarrollo del cerebro. También se han descrito malformaciones cardiacas y otro tipo de defectos”, ahondó la pediatra Arciniegas.

Medicamentos que a su vez son teratógenos

“Algunos medicamentos prescritos por médicos actúan como teratógenos: los agentes anticonvulsivantes, moduladores del afecto como el litio, hormonas como los andrógenos, retinoides usados para el tratamiento del acné y el misoprostol usado para la prevención de ulceras gástricas y también utilizado inducir las contracciones uterinas”, mencionó la galena.

 Efectos en la salud

Después de la fertilización del óvulo (concepción), entre seis y nueve días se produce la implantación del óvulo fecundado en el útero. Una vez que el óvulo fertilizado penetra en el útero, se establece el aporte de sangre entre la madre y el embrión y es ahí donde habría riesgo de afectación por un teratógeno.

“Hay órganos que son más sensibles a lo largo de todo el embarazo. Por ejemplo, el sistema nervioso central del bebé (cerebro). El alcohol afecta desde los primeros días después de la implantación hasta tarde en el embarazo porque es tóxico. Por eso explicamos a las madres que ninguna dosis de alcohol es adecuada para el bebé. La otra recomendación es que la madre no fume, porque sabemos que el sistema nervioso central del bebé es susceptible durante todo el embarazo. Recomendamos cero alcohol, cero cigarrillos, cero cocaína, cero drogas de uso recreacional, como la marihuana que puede causar daños en el sistema nervioso central”, explicó la doctora.

Enfermedades que se pueden desarrollar

Como ya se ha evidenciado, uno de los teratógenos que afectan el sistema nervioso central es el alcohol que, en cualquier momento del embarazo, puede provocar defectos congénitos y problemas de salud en el bebé

“A veces cuando el bebé nace, ya podemos sospechar que tienen defectos en la formación de sus oídos, pero hay defectos que son menos evidente como problemas del corazón. A veces los problemas de corazón son tan grandes que desde que nacen sabemos que no está funcionando bien su corazón porque tiene un defecto en alguna de las paredes del corazón. Otras cosas que pueden aparecer más tarde en los bebés de madres diabéticas son: falta de desarrollo en el intestino, en particular asociados a la diabetes”, precisó la especialista.

Además, se pueden presentar problemas pulmonares y podría presentarse el síndrome de alcoholismo fetal y el niño puede tener a largo plazo mortalidad o retraso mental.  A veces no son tan dramáticos como causar la muerte inmediatamente, pero sí puede causar a largo plazo”, determinó la galena.

Exhortación al cuidado

La Dra. Arciniegas exhorta a las madres que padecen enfermedades crónicas para que lo consulten con sus doctores para que les prescriban tratamientos que no afecten la salud del bebé que llevan en su vientre y gocen de un embarazo feliz.

“Una mujer que esté en riesgo de embarazo debe hacer una consulta temprana a la ginecoobstetra. Tenemos madres con condiciones crónicas y de salud, como, por ejemplo, enfermedades reumatológicas que están utilizando medicamentos que sabemos que causan daño al feto y esas madres tienen que ser muy precavidas. No concebir embarazos no planeados porque hay manera de manejar su enfermedad con medicamentos que no sean teratogénicos y que puedan llegar a un embarazo con disminución. (…) Es muy importante saber que una mujer que tiene una condición crónica y que está tomando medicamentos sin consultarlo, debe saber qué tan tóxicos son durante el embarazo. No quiere decir que no se puedan embarazar, ellas pueden llevar un feliz embarazo, pero tienen que consultar con su neurólogo y su ginecoobstetra (según corresponda) para realizar cambios antes de que ella se embarace, para poder concebir felizmente un embarazo”, concluyó la pediatra Arciniegas en diálogo con MSP.

Comentarios

X