El dolor pélvico no debe ser subestimado

Agencia Latina de Noticias de Medicina y Salud Pública

Uno de los mayores énfasis de los médicos y especialistas en el campo de la ginecología es que el dolor pélvico en las mujeres no debe ser subestimado, pues el el mismo pudiera deberse a complicaciones tan serias como la endometriosis o como el reciente caso originado en Puerto Rico, donde detrás de este se halló una trombosis de vena ovárica del lado izquierdo.

Se trata de una complicación extremadamente rara, que ocurre en solo 0.05% aproximadamente de los casos en mujeres con factor de riesgo de coagulación. 

La patólogía puede deberse ademas malignidades, complicaciones de embarazos y desórdenes inflamatorios en el área de la pelvis, contrario a la presentación de la patología en la mujer puertorriqueña.

El caso se trató de una mujer de 51 años que se presentó a la sala de emergencias del Hospital Auxilio Mutuo con síntomas como dolor intenso en el área baja de la pelvis del lado izquierdo, sin historial de trombofilia en su familia (historial de coagulación o riesgo de desarrollar trombosis) y que no había atravesado alguna cirugía asociada a síndromes de dolor pélvico. 

“En estos casos cuando solamente la paciente se presenta con dolor, no tendemos a buscar más allá de tratar el síntoma del dolor, y este diagnóstico, aunque raro, pudiera presentarse. Lo importante es diagnosticarlo a tiempo”, reveló a este medio la doctora Amalia López Cardona, parte de los autores del caso.

Al realizársele un examen vía CT Scan, se reveló que la causalidad del intenso dolor pélvico se debía a una trombosis de vena ovárica.

El caso ilustra la necesidad de no tratar a nivel de sintomatología el dolor pélvico incapacitante del que sufren muchas mujeres que acuden a la sala de emergencias en busca de ayuda. 

Además, la importancia del caso es que la rara patología se presentó de manera no específica, y puede desarrollar malignidad asociada a cáncer de no tratarse a tiempo.

Con tratamiento anticoagulante, la paciente hoy día goza de buen estado de salud.

Otros autores del caso lo fueron los doctores Miriam Castro, Deborah Zamora y Francisco Díaz Lozada.

Más de esta historia en el siguiente video:

Comentarios

X