El cáncer de riñón podría desarrollarse de manera asintomática, reitera Dr. Báez Tellado

Aunque no es una patología frecuente, sí conlleva ciertas molestias y puede ser letal.

Isbelia Farías

    El cáncer de riñón podría desarrollarse de manera asintomática, reitera Dr. Báez Tellado

    El doctor Richard Báez Tellado, urólogo adscrito al Hospital Damas, sostuvo que el cáncer de riñón no es frecuente, aunque apunta de un 3 a un 8 % en la población general, pese a que la tasa de letalidad es alta. La solución casi siempre suele ser quirúrgica.

    Respecto a los síntomas que presenta, el doctor Báez señala que se puede dar como una especie de tríada, con dolor en el flanco izquierdo o derecho, se puede palpar una masa o sangrado al orinar.

    Cuando el urólogo encuentra este cuadro ya puede deducir que se trata de un tumor que está rompiendo la cápsula del tumor. También hay obstrucción de la vena cava, que es la vena principal que sale del corazón, debido al mismo tumor que comienza a crecer y entra en la vena, lo cual va a causar hinchazón en las piernas, varicocele, especialmente en el lado derecho, lo cual no es frecuente, ya que suele ocurrir del lado izquierdo.

    "También están los síntomas sistémicos que hacen pensar en metástasis, el cual se presenta con dolor en los huesos, pérdida de peso, fiebre, malestar generalizado, adenopatía cervical", afirma el doctor Báez.

    De igual modo, hay un aumento inexplicable del calcio, aumento de la hipertensión, de la hemoglobina o viceversa, ya que puede "haber anemia", aunque cuando el paciente es intervenido quirúrgicamente, algunas de estas situaciones tienen a resolverse, señala el especialista.

    Los factores de riesgo

    El médico indica que el principal factor de riesgo, y que no se puede modificar, es la edad: "Cuanto mayor es el paciente, mayor es la probabilidad de desarrollar cáncer"; suele ocurrir entre la quinta y la séptima década y tiene mayor prevalencia en la población masculina.

    Otro factor de riesgo es que sea fumador, tenga obesidad y pacientes que estén en hemodiálisis. "Dependiendo del tipo de tumor, puede haber factores genéticos".

    En el caso de los jóvenes que presentan tumores pequeños o tumores bilaterales, el tratamiento está orientado a preservar la mayor cantidad de unidad renal, para lo cual se extrae la mayor cantidad de tumor y se trata de evitar que el paciente tenga que recurrir a las diálisis, ya que estos tumores tienden a ser recurrentes.

    En cuanto a los trasplantes, se debe esperar por lo menos un año para examinarle, porque al proceder con un trasplante se debe inmunosuprimir al paciente y esto lo deja vulnerable a desarrollar otro tipo de cáncer en otra parte del cuerpo.

    En algunos casos, los pacientes son remitidos al genetista para que proceda con un estudio genético e indague si hay algún tipo de mutación en algunos cromosomas y saber de antemano qué familiares pudiesen llegar a desarrollar estos tipos de cáncer en los que influye la carga genética.

    Pero, "no todos los pacientes presentan síntomas", sino que la condición es descubierta con estudios específicos, por lo que se estudian los genes y se les hace un seguimiento para encontrar los tumores en un estadio bien temprano, es decir, de menor tamaño.

    Si se trata de un tumor pequeño, de 4 centímetros, se le pueden brindar terapias alternativas al paciente para descalcificarlo.

    Vivir con un solo riñón y el estilo de vida saludable

    El experto enfatiza que un paciente puede vivir con un solo riñón, por lo que el otro riñón, pueden aumentar de tamaño y compensar la filtración de la sangre, y el paciente puede vivir una vida normal, siempre aconsejando tomar mucha agua y evitar la sal para proteger al riñón.

    Un estilo de vida saludable es lo más recomendable, tal como llevar una alimentación baja en sal, en proteína, hacer ejercicios, entre otros.

    Para el manejo de la salud del paciente, el principal protagonista suele ser el cirujano; cuando hay invasión de venas, se debe consultar con un cirujano cardiotorácico. Cuando lamentablemente, el paciente tiene una enfermedad avanzada, entonces se consulta con el oncólogo.

    El riesgo mayor ocurre en la tercera edad, por ello, es importante el seguimiento con el urólogo, lo cual se puede hacer con un procedimiento –sonografía- que no es costoso y permite identificar carcinomas, entre otras patologías. 

    Vea la entrevista completa: 

    Mas noticias de Oncología-Hematología



    enlacesrecomendados: function (element) { $.get("/bloqueheaderenlancesrecomendados") .done(function (data) { $("#enlacesrecomendados").replaceWith(data); var d = data.replace("dropdown d-inline-block", "dropdown d-none d-md-inline-block"); $("#enlacesrecomendados2").replaceWith(d); }); } ,loultimo: function (element) { $.get("/bloqueloultimo") .done(function (data) { $("#loultimo").replaceWith(data); var myLazyLoad = new LazyLoad({ elements_selector: ".lazy", threshold: 0 }); }); } ,lomasvisto: function (element) { $.get("/bloquemasvisto") .done(function (data) { $("#lomasvisto").replaceWith(data); var myLazyLoad = new LazyLoad({ elements_selector: ".lazy", threshold: 0 }); }); }