Diferencias entre el síndrome coronario agudo y la enfermedad coronaria

Mientras la enfermedad coronaria puede ocurrir durante el transcurso de la vida de una persona, el síndrome coronario agudo se presenta súbitamente.

Yolimarian Torres Yolimarian Torres

    Diferencias entre el síndrome coronario agudo y la enfermedad coronaria

    El doctor Gilberto Rivera, cardiólogo y expresidente de la Sociedad Puertorriqueña de Cardiología aclaró en un artículo escrito para la Revista de Medicina y Salud Pública que, aunque la enfermedad coronaria y el síndrome coronario son enfermedades cardíacas, la aparición de estas condiciones y su intensidad son distintas, y es importante aprender a reconocerlas.

    "La enfermedad coronaria es causada por una lesión que se llama aterosclerosis. Durante la aterosclerosis las diferentes partes de la pared de las arterias son invadidas de un material, primordialmente inflamatorio, donde hay células, lípidos, colesterol, calcio o compuestos que pueden afectar en cualquier área del cuerpo donde hay una arteria. Cuando hablamos de enfermedad coronaria hablamos del proceso patológico o esa anormalidad en la pared que puede ir creciendo, lo que llamamos la placa de aterosclerosis, y obstruyendo progresivamente el espacio interno de la arteria por donde tiene que viajar la sangre", expresó el doctor Gilberto Rivera.

    Mientras la enfermedad coronaria puede ocurrir durante el transcurso de la vida de una persona, el síndrome coronario agudo se presenta súbitamente. Según el Dr. Rivera, los síntomas entre ambas condiciones pueden tener ciertas semejanzas, pero la diferencia está en la intensidad o forma de manifestarse.

    El dolor de pecho suele presentarse como un síntoma típico de la enfermedad coronaria y se describe como un "dolor opresivo y quemante usualmente en el centro del pecho o la boca del estómago que ocurre al esfuerzo y si la persona detiene el esfuerzo físico ese síntoma va aliviándose". Otras manifestaciones de la enfermedad de las arterias coronarias son dificultad al respirar, mareo, palpitaciones y sudoración fría.

    Contrario a la enfermedad coronaria, los signos del síndrome coronario agudo aparecen repentinamente y son por un esfuerzo físico o ejercicio realizado no acostumbrado o por un evento de estrés emocional que promueve la fractura de una placa de arteriosclerosis.

    "Este evento produce una obstrucción en el flujo normal de la sangre hacia el músculo del corazón y produce que aparezcan estos síntomas súbitamente. Si esa persona ha padecido de angina (dolor de pecho) anteriormente lo describe de características similares a lo que sufría antes, pero de mayor intensidad o severidad. Puede venir acompañado de náuseas y palidez. Pudiera verse afectada la adecuada capacidad de bombeo del corazón porque se debilita de momento el músculo del corazón y eso puede provocar que la presión disminuya y la persona no sea capaz de mantenerse de pie o no tenga fuerzas suficientes para caminar", agregó el cardiólogo con 16 años de experiencia en esa especialidad.

    Otros síntomas

    También el paciente puede sufrir de un edema pulmonar o que la función de la bomba del corazón no sea la adecuada y se congestionan los pulmones a consecuencia del síndrome coronario. Una arritmia maligna pudiera presentarse y no permitir un bombeo adecuado en el corazón provocando el cese de flujo de sangre a los tejidos, lo que podría causar la muerte.

    "Cuando una persona tiene un síndrome coronario agudo por lo general puede reconocer que lo que le está ocurriendo es algo serio y lo hace buscar ayuda médica. El paciente que tiene angina crónica estable que tiene una severidad menor usualmente llega a sus visitas de rutina y describe la sintomatología. Está en el médico reconocer que los síntomas pueden deberse a enfermedad coronaria", añadió el doctor sobre otras diferencias de estas condiciones.

    Tratamientos

    Respecto a las maneras de tratar la enfermedad coronaria se destacan lo relacionado a controlar los factores de riesgo como hipertensión, diabetes, colesterol y tener un estilo de vida adecuado. También se le pueden administrar a los pacientes antiplaquetarios como la aspirina para tratar las arterias obstruidas y prevenir ataques cardíacos.

    El Dr. Rivera describe que a las personas que padecen síndrome coronario agudo se le proveen tratamientos adicionales con medicinas como los antiplaquetarios y anticoagulantes que ayudan a romper los coágulos de sangre. Un cateterismo cardíaco podría ser también un tratamiento para pacientes con síndrome coronario agudo por elevación de segmento ST.

    "Si el servicio médico o el centro a donde acude a recibir servicio posee las facilidades de realizar un cateterismo cardiaco de manera emergencia ese sería el tratamiento por elección. No un cateterismo cardíaco diagnóstico únicamente, sino un cateterismo cardíaco con el propósito de identificar la arteria ocluida y que se pueda realizar angioplastia para ayudar a aliviar los síntomas del paciente", precisó el galeno, quien dijo que además de las angioplastias, los pacientes con enfermedad severa en varias arterias del corazón pueden someterse a intervenciones como cirugía de corazón abierto de bypass o puentes aortocoronarios.

    Perfil profesional: Licenciada en Comunicación Social egresada de la Universidad de Los Andes, Táchira, Venezuela. Locutora Certificada por la Universidad Central de Venezuela. Redactora de Medicina y Salud Pública.

    Mas noticias de Cardiología