Un reto el diagnóstico en cáncer de ovario

El cuadro clínico de determinadas condiciones puede determinar el pronóstico de una patología como el cáncer

Tathiana Ortiz

    Un reto el diagnóstico en cáncer de ovario

    Para los especialistas suele ser de gran importancia que se manifieste el cuadro sintomático que presenta un paciente, ya que en un primer momento se puede definir un diagnóstico primerizo y de acuerdo al mismo, realizar exámenes requeridos para determinar con exactitud la malignidad del tumor.

    Sin embargo, la secuencia de este factor en algunas enfermedades puede poner en vilo a la medicina y por ende la detección de ciertas patologías como suele pasar con el cáncer de ovario.

    En entrevista con la revista Medicina y Salud Pública, el doctor Micael López Acevedo, ginecólogo y director de Ginecología del Manatí y Bayamón Medical Center y el Puerto Rico Women and Children’s Hospital, profundiza en el cáncer de ovario, su cuadro sintomatológico y tratamientos. 

    “El cáncer de ovario es el segundo cáncer ginecológico más común en la mujer, lo importante de esta condición es que aunque no es el que más se ve es un tipo de afección agresiva pues tiene índices de mortalidad alta anualmente”, dijo el doctor.

    Factores de riesgo

    Es importante que una paciente que haya tenido familiares con cáncer se realice exámenes ginecológicos para prevenir una manifestación, ya que este factor es uno de los principales que puede promover el desarrollo de un cáncer silencioso pero mortal.

    “Hay varios factores, se sabe que muchos años de ovulación puede influir en el desarrollo de  la condición, (...) es decir una menstruación temprana y la llegada tardía de la menopausia, (...) aparte de esto la genética es muy importante, se debe tener en cuenta el historial de varios tipos de cáncer en la familia, afirma el especialista.

    Sintomatología

    El cáncer de ovario no presenta un grupo determinado de síntomas, si suele desarrollar algunos que pueden ser confundidos con otras condiciones o simplemente presentarse con alguna “normalidad” lo que puede afectar claramente el tratamiento y mejoría de la paciente a largo plazo

    “El cáncer de ovario lamentablemente no da muchos síntomas en estadios tempranos, la sintomatología es bien específica, por ejemplo cuando la paciente se siente hinchada, que se llena rápido, aunque no están totalmente ligados puede ser cáncer, lo que afecta totalmente el pronóstico pues suele detectarse en estadios avanzados”, sostuvo el especialista.

    Tratamientos en la condición

    Las terapias principales suelen ser las intervenciones quirúrgicas y la quimioterapia, estas dos terapias se usan teniendo en cuenta factores como el estado de salud de la paciente y el cuadro clínico de la condición, asimismo su orden, sin embargo, la combinación de estas dos  suelen ser administradas y ejecutadas para aumentar probabilidades de recuperación.

    “Este cáncer tiende a recibir de manera favorable las terapias donde se inicia con procedimiento quirúrgico y quimioterapia, ya que la respuesta es buena.(...)  La decisión de tratamiento depende si se va a iniciar con cirugía o con fármacos, esto lo determina la condición, el estadio y si presenta algún tipo de proliferación, además del estado físico de la paciente depende el orden de terapia”, enfatiza en ginecólogo.

    Además concluye: “Este tipo de cirugías suelen ser extensas, en la mayoría de casos la hospitalización se necesita, para el tratamiento de quimioterapia, como tal no requiere de hospitalización y se da en un ambiente ambulatorio, usualmente son seis o siete meses de terapia adyuvante. (...) El tratamiento de mantenimiento de trata de proporcionar una terapia luego de la inicial y la meta es que aunque no haya cáncer se prevenga que haya un nuevo diagnóstico”

    Vea la entrevista completa: 

    Mas noticias de Ginecología-Obstetricia