Prurigo nodular, la picazón incontrolable que disminuye con modernos tratamientos biológicos

Los medicamentos biológicos desarrollados se basan en controlar la inflamación para disminuir la aparición de los síntomas.

Luisa Ochoa

    Prurigo nodular, la picazón incontrolable que disminuye con modernos tratamientos biológicos

    ¿Sabía que algunas condiciones como la dermatitis atópica, insuficiencia renal, infección por el Virus de la Inmunodeficiencia Humana, Hepatitis C o enfermedad de tiroides, a menudo son desencadenantes del Prurigo nodular? Este trastorno crónico de la piel causa nódulos que generan picazón e irritación en los pacientes.

    Aunque se desconoce la causa exacta de esta afección, investigaciones médicas han determinado que los nódulos que se originan en la piel son producto de la frotación intensa en zonas comunes como los brazos, las piernas, el abdomen y la parte superior de la espalda.

    Prurigo nodular: las consecuencias de una picazón constante

    "El Prurigo nodular puede ser una condición extremadamente debilitante caracterizada por una picazón incesante", afirma el Dr. Jeffrey Cohen, dermatólogo de Yale Medicine. "La afección puede ser muy perjudicial para la vida de los pacientes, y es esencial tratar la picazón para romper el ciclo de picazón y rascado que puede conducir al Prurigo nodular. Esto se puede hacer de varias maneras, incluso con cremas, píldoras, terapia UV o inyecciones".

    El Prurigo nodular no es hereditario ni contagioso y afecta a hombres y mujeres por igual, aunque no se conoce con exactitud las estadísticas actuales del número de personas afectadas. Además, los nódulos pueden variar en tamaño, desde unos milímetros hasta más de 3 centímetros de diámetro.

    Fuentes médicas refieren que el diagnóstico de esta enfermedad se basa en la exploración física, aunque a veces hay que realizar una biopsia cutánea. Asimismo, la dermatoscopia, que muestra áreas blanco-perladas, también puede ser una prueba complementaria de utilidad para el diagnóstico.

    Tal como lo afirma el dermatólogo Cohen, los tratamientos actuales para la condición están orientados a romper el ciclo de picazón y rascado que presentan los pacientes, debido a que el rascado de forma continua no permite que los nódulos se curen y, por el contrario, dejan cicatrices en la barrera cutánea.

    Tratamientos aprobados por la FDA para el Prurigo nodular

    Una de las terapias actuales más novedosas es el medicamento biológico dupilumab de Dupixent, el primer tratamiento aprobado para su aplicación en adultos por la Administración de Medicamentos y Alimentos de los Estados Unidos (FDA por sus siglas en inglés). 

    De acuerdo con la farmacéutica, el medicamento actúa bloqueando específicamente una fuente de inflamación de tipo 2 que podría contribuir al desarrollo del Prurigo nodular. Para comprobarlo, realizaron dos ensayos clínicos en 311 pacientes adultos que padecen la enfermedad.

    Cabe mencionar que en el ensayo 1, el 60 % de los pacientes tuvieron una disminución significativa de la picazón en un periodo de 24 semanas y en el ensayo 2, el 37.2 % de los participantes observaron cambios a las 12 semanas.

    Efectos secundarios para tener en cuenta

    Aunque es el primer tratamiento aprobado por la FDA para su aplicación en pacientes adultos, existen varios efectos secundarios a tener en cuenta. Algunos son: inflamación de ojos y párpados, hinchazón y picazón, a veces con visión borrosa, infecciones por el virus del herpes, síntomas de resfriado común (nasofaringitis), mareos, dolor muscular y diarrea.

    Al ser una condición crónica, el Prurigo nodular puede progresar con el paso del tiempo si no se trata de forma adecuada, por lo que las últimas alternativas terapéuticas desarrolladas se basan en controlar la inflamación para disminuir la aparición de los síntomas.

    Fuentes consultadas: Yale Medicine y Dupixent.

    Mas noticias de Dermatología