Coalición de Proveedores de la Salud da ultimátum al gobierno

La Coalición de Proveedores de la Salud es encabezada por el Dr. Víctor Ramos (al centro).

La Coalición de Proveedores de la Salud, encabezada por el Dr. Víctor Ramos, dio un ultimátum hoy a la Legislatura de Puerto Rico, ante el cierre de la sesión ordinaria de este cuatrienio y la falta de aprobación de medidas que evitarían el síncope del sistema de salud de la isla.

El Dr. Ramos, presidente a su vez del Colegio de Médicos Cirujanos de Puerto Rico (CMCPR), sostuvo en comunicado de prensa que por ejemplo, el Proyecto del Senado 1372, en manos de la Comisión de Salud de la Cámara de Representantes, regularía por primera vez a las PMB (Pharmaceutical Benefits Managers) en Puerto Rico mientras, el Proyecto de la Cámara 1573, reglamentaría a las TPA (Third Party Administrators).

“En Puerto Rico las PMB y los TPA’s operan por la libre, abusando de los escasos recursos públicos asignados para la salud y son los principales responsables de que nuestros pacientes no tengan acceso a los hospitales, médicos y sus medicamentos que necesitan. Cada año los PMB gana sobre $500 mil al año, restringiendo los medicamentos a los pacientes o solo aprobando los genéricos”, apuntó el pediatra.

Sobre este particular, la licenciada Idalia Bonilla, presidenta de la Asociación de Farmacias de la Comunidad de la isla, indicó a la Revista Puertorriqueña de Medicina y Salud Pública (MSP) en una recién entrevista que “esto no solo afecta a las farmacias, si no la salud del paciente. En la medida en que las farmacias no puedan adquirir los medicamentos, el paciente no lo obtendrá. En la medida en que muchos medicamentos encarecidos también necesiten aprobación por parte de los planes médicos, esperando tres y hasta cuatro días, la salud del paciente se seguirá afectando y esto es inaceptable”.

Léase también: Malestar entre profesionales de la salud por continua alza en costos de medicamentos

Otro proyecto expuesto por el Dr. Ramos lo fue el Proyecto del Senado 2620 que también descansa sobre los escritorios de la Comisión Senatorial de Salud, que prohibiría que las aseguradoras de salud cancele sin justa causa los contratos de los médicos y otros proveedores de salud, siendo esta la principal razón de la emigración de médicos de salud del país.

El Proyecto de la Cámara 2698 es otra medida que los médicos colegiados esperan pueda ser atendido, en beneficio del aumento en las residencias médicas de la isla para de esta forma, retener a los médicos recién graduados en la isla.

“Estaremos en vigilia hasta este sábado que cierra la sesión. De no ser atendidas estas medidas y otras, estaremos analizando los cursos de acción a tomar. Cada día los pacientes sufren más las consecuencias sobre las malas decisiones en el sistema de salud, donde tienen que esperar mucho tiempo para tener un acceso a un especialista, mientras los planes médicos nos obligan como médicos a irnos del país”, reiteró.

Comentarios

X