La descolonización bacteriana previene la dermatitis aguda por radiación

Este régimen se usa ampliamente para la descolonización en unidades de cuidados intensivos y otros entornos.

Yolimarian Torres Yolimarian Torres

    La descolonización bacteriana previene la dermatitis aguda por radiación

    Un régimen estándar de descolonización bacteriana redujo tanto la incidencia como la gravedad de la dermatitis aguda por radiación en pacientes con cáncer de mama o de cabeza y cuello que participan en un ensayo aleatorizado del Centro Médico Montefiore en la ciudad de Nueva York.

    Así lo revelaron los investigadores, durante la reunión anual de la Sociedad Estadounidense de Oncología Clínica, donde explicaron que los pacientes asignados al azar al brazo de descolonización bacteriana del ensayo se aplicaron un ungüento de mupirocina intranasal dos veces al día y se lavaron el cuerpo con clorhexidina una vez al día en los 5 días previos a la radioterapia y luego durante 5 días cada dos semanas durante el tratamiento. Este régimen se usa ampliamente para la descolonización en unidades de cuidados intensivos y otros entornos.

    Los otros pacientes fueron asignados al azar para recibir atención estándar, que incluía higiene normal y emolientes y crema de sulfadiazina de plata según fuera necesario.

    Ninguno de los 38 pacientes en el brazo de tratamiento del ensayo desarrolló dermatitis por radiación (RD) de grado 2 o superior con descamación húmeda, mientras que hubo 9 casos de RD entre 38 pacientes (24 %) que recibieron atención estándar (p = 0,002).

    Los pacientes del grupo de tratamiento también tuvieron un grado medio más bajo de RD de 1,19 frente a 1,58 en los controles (P = 0,019), de una puntuación posible de 5 en la escala Common Terminology Criteria for Adverse Events (CTCAE).

    "Nuestros resultados respaldan el uso de un régimen de descolonización bacteriana (BD) para prevenir la descamación húmeda en pacientes que reciben radioterapia (RT) para el cáncer de mama o de cabeza y cuello", concluyeron los investigadores.

    "Nuestros resultados son muy recientes", pero "esperamos... implementar este protocolo" en Montefiore, comentó la investigadora principal Yana Kost, BA, investigadora de apoyo en oncodermatología en el Colegio de Medicina Albert Einstein, parte del Sistema de Salud de Montefiore.

    La dermatitis por radiación, lesión de la piel inducida por la radioterapia, afecta hasta al 95% de los pacientes con cáncer, particularmente con radiación en el seno y la cabeza y el cuello. Puede provocar interrupciones en el tratamiento y causar úlceras y necrosis en la piel, explicó.

    Hasta un tercio de las personas están colonizadas con Staphylococcus aureus, y se sabe que juega un papel causal en enfermedades inflamatorias de la piel como el eczema, dijo Kost. 

    Señaló que su equipo había realizado un estudio observacional anterior que condujo al ensayo aleatorizado que ahora se informa. En ese ensayo anterior, que involucró a 76 pacientes con cáncer de mama y de cabeza y cuello, se encontró que aquellos que tenían tasas sustancialmente más altas de colonización por S. aureus al inicio y al final de la RT habían desarrollado una RD más grave. La colonización nasal inicial demostró ser un predictor independiente de dermatitis de grado 2 o superior. No hubo asociación con otras bacterias. 

    En la reunión de ASCO, el comentarista invitado Randall Kimple, MD, PhD, oncólogo radioterápico de la Universidad de Wisconsin, Madison, dijo: "Creo que esta es una muy buena intervención basada en un mecanismo con buena adherencia que parece ser efectiva. Esto es económico y se puede integrar con bastante facilidad en la rutina diaria. Espero que haya esfuerzos y financiación para probar esto más a fondo en un estudio multicéntrico".

    Fuente consultada aquí


    Licenciada en Comunicación Social egresada de la Universidad de Los Andes, Táchira, Venezuela. Locutora Certificada por la Universidad Central de Venezuela. Redactora de Medicina y Salud Pública.

    Mas noticias de Oncología-Hematología