Buscan frenar mecanismo de la proteína SCAMP3 como esperanza científica contra el cáncer de seno inflamatorio y el triple negativo

hallazgos de la investigación que lidera sobre la proteína SCAMP3 en la progresión del cáncer de seno inflamatorio y el cáncer de seno triple negativo.

Medicina y Salud Pública


Buscan frenar mecanismo de la proteína SCAMP3 como esperanza científica contra el cáncer de seno inflamatorio y el triple negativo

Yizeth Arellano
Agencia Latina de Noticias Medicina y Salud Pública

En entrevista a la Revista de Medicina y Salud Pública (MSP) , la Dra. Ivette J. Suárez Arroyo, Ph.D., catedrática auxiliar de la Universidad Central del Caribe explicó los hallazgos de la investigación que lidera sobre la proteína SCAMP3 en la progresión del cáncer de seno inflamatorio y el cáncer de seno  triple negativo. 

La proteína SCAMP3 está relacionada con el proceso de endocitosis, que es un proceso que ocurre en las células, y que la célula utiliza para mover material desde afuera o dentro de sí misma. Esta proteína específicamente se asocia con un receptor que muchos cáncer de seno tienen sobre expresado. El receptor al que se refiere la investigación se llama receptor del factor de crecimiento epidérmico (EGFR). 

Se encontró que la proteína SCAMP3 está relacionada en la degradación de ese receptor y eventualmente, tiene efecto sobre el reciclaje de este receptor a la membrana de la célula de cáncer. Cuando eso ocurre, el receptor de la membrana se activa y activa una cascada de señal que eventualmente cumple un rol en la proliferación de la célula de cáncer.

“Así que básicamente ese es el mecanismo que yo estoy estudiando en relación a la proteína. Lo que yo hago en mi trabajo es que silencio esa proteína en la célula, osea que esa proteína no se va a poder expresar y entonces si la proteína no se estresa ¿Qué pasa con el receptor? la hipótesis es que el receptor no llega a la membrana, y si no llega a la membrana no puede activarse, y entonces afectar el proceso de proliferación de la célula de cáncer.” detalló la Dra. Suárez Arroyo.

La única investigación que se realiza sobre esta proteína en Puerto Rico, busca es saber si la proteína SCAMP3 tiene un efecto en el receptor, que es importante porque activa ciertos procesos en la célula de cáncer como: la proliferación, migración, invasión del cáncer de seno

En el 2016, la doctora realizó un importante aporte cuando publicó que esta proteína estaba presente en tejidos de cáncer de mamá inflamatorios. Por lo que. se preguntó cómo podría tratar esta proteína a manera de revertir el tamaño del tumor o evitar la proliferación del cáncer. 

 “El rol es en cuanto a la progresión. Se está relacionando con la proliferación de las células de cáncer y son los primeros estudios que se han hecho en blastomas y en hepatocelulas carcinomas. Y entonces nosotros estamos haciendo los estudios en cáncer de mama inflamatorios. Y también estamos trabajando con cáncer de senos triple negativo.” puntualizó la especialista.

Cáncer de seno inflamatorio y cáncer de seno triple negativo

El cáncer de seno inflamatorio es un tipo de cáncer de seno muy  agresivo, de tardía detección y mortal, que  afecta entre 2 a 5 por ciento de los casos de cáncer de seno en los Estados Unidos. En Puerto Rico, la doctora explicó que aún no se ha levantado la data exacta, pero se entiende que más o menos está en ese porcentaje.

“La mayoría de las veces en ese cáncer, tú no te detectas una masa. Se caracteriza porque aparenta que tu seno tiene una inflamación porque se pone rojo, caliente, la piel cambia y se pone como un poco arrugada (como si fuera la piel de una china) y entonces ya cuando la mujer lo ve, va al médico y el médico a veces lo confunde con una mastitis, que es una infección en el seno. Así que la trata con antibióticos. Pero, eventualmente cuando llega de nuevo al médico que entiende que todavía no se le ha ido la supuesta infección ya es tarde, porque una vez cuando se refleja esos signos de la enfermedad es porque ya hay metástasis en el nódulo linfático” narró la doctora Suárez Arroyo.

Cuando hay una metástasis en el nódulo linfático, la especialista explicó que ya hay invasión a ese nódulo, y que este tipo de cáncer se caracteriza por la formación de una estructura que es un aglomerado de células, que se conoce como émbolo. Ese émbolo, va a emigrar a través de los vasos linfáticos, bloquea el nódulo linfático y una vez lo bloquean entonces la paciente empieza a desarrollar todos los síntomas.

Este tipo de cáncer es poco estudiado, no hay marcadores todavía específicos, y es la dra. Suárez Arroyo, quien se ha dado a la tarea de investigar  esta proteína. Mientras tanto, lo que se usa como marcador para este tipo de cáncer es lo mismo que se utiliza para los demás.

“También estoy mirando el rol de esa proteína en el triple negativo. Porque, el triple negativo pasa básicamente lo mismo, es altamente progresivo, y no tiene tampoco una proteína que tu digas ok si tiene esta proteína es un cáncer de seno triple negativo. Así que, básicamente estoy viendo el rol de la proteína en esos dos tipos de cáncer.” argumentó Suárez Arroyo.

Hallazgos 

En la literatura ya se ha destacado la importancia de este receptor en la proliferación tumoral. Sin embargo, con la investigación hasta este momento, entre los hallazgos destaca que una vez silenciada la proteína de SCAMP3 , lo primero que se afecta es la proliferación porque la disminuye. También disminuye la formación de la estructura del émbolo, y por consecuencia se desactiva el mecanismo existente entre la proteína, el receptor y la proliferación del cáncer. “Vemos que sí hay una asociación y que sí eventualmente va afectar la proliferación. También hemos visto que las dos proteínas se colocan en el mismo lugar, si hay colocalización de ambas proteínas quiere decir que hay una asociación entre ambas proteínas.” puntualizó la doctora.

En este momento el experimento se realiza in vitro en el laboratorio de la doctora Suárez Arroyo y se espera que en el mes entrante se hagan los experimentos en ratones para tener mayor certeza. 

“ En ese momento cogeremos las células que tienen silenciada la proteína SCAMP3 se las inyectarán al ratón y compararemos con las células que no están silenciadas. Nuestra hipótesis es que, en las células que están silenciadas en SCAMP3 el tumor sea más pequeño. Porque si estuviera presente según nuestra hipótesis ella va a ayudar a que ese cáncer progrese y prolifere. Así que si la silenciamos pues entonces se reduzca el tumor.” detalló la doctora

El siguiente paso en términos clínicos

“En términos clínicos si se identifica SCAMP3 como un target molecular entonces podría desarrollar tratamiento en contra de esa proteína, se podría desarrollar un inhibidor para SCAMP3, eso si se determina que es un target molecular. Por otro lado, si esto se da y es lo que aparenta la data in vitro, entonces se podría desarrollar el inhibidor, una terapia, y con eso se podría atacar la célula de cáncer.” adelantó la investigadora. 

En cuanto a la relación con el receptor, la doctora Suárez Arroyo indicó que eventualmente se podría hacer una terapia combinada, atacando a la proteína SCAMP3 y al receptor simultáneamente, impidiendo cualquier relación entre el propio mecanismo. 

Actualmente, existen tratamientos en contra del receptor de factor de crecimiento epidérmico. No obstante, explicó que el problema es que muchas pacientes desarrollan resistencia a ese tratamiento y que la solución sería aplicarlo con otro tratamiento en conjunto.

De esta manera, queda expuesto que la medicina se está moviendo a la terapia combinada. Si eso ocurre y SCAMP3 es una proteína importante en la proliferación pues podría desarrollarse la terapia combinada.  

“Lo interesante de esta investigación es que primero, la proteína no se había estudiado y se va a estudiar por primera vez en cáncer de seno,  y eso es algo novel, los papers que han salido empezaron a salir en el 2017 con esa proteína. No se publicaba nada desde los 90, osea que es una proteína nueva que se está empezando a estudiar ahora. Y lo otro interesante es que aparte de que es a cáncer de seno, está enfocada a cáncer de seno que no tienen marcadores target para un tratamiento. Osea que no hay un tratamiento que pueda ir específicamente a una proteína que diga específicamente que esta proteína se expresa solamente en cáncer de seno inflamatorio o en cáncer triple negativo. Y eso lo hace único, porque eso es lo que llevamos buscando los investigadores en cáncer de seno inflamatorio y los de triple negativo, encontrar algo que yo pueda atacar, que atacando esa proteína yo pueda reducir ese cáncer o disminuir ese tumor.” concluyó la doctora Suárez Arroyo.


Artículos Relacionados