La terapia hormonal podría seguir teniendo un papel en el tratamiento de la osteoporosis

Los ensayos de terapia hormonal, mostraron una reducción en la incidencia de todas las fracturas relacionadas con la osteoporosis en las mujeres posmenopáusicas

María Camila Sánchez

    La terapia hormonal podría seguir teniendo un papel en el tratamiento de la osteoporosis

    Las opiniones de los médicos sobre la conveniencia de tratar a las mujeres con osteoporosis con terapia hormonal varían. Por otra parte, las directrices de las sociedades médicas, incluidas las del Colegio de Médicos de EE.UU., no la recomiendan en general como terapia de primera línea para la enfermedad, al menos en parte debido a los riesgos asociados a su administración.

    Este tipo de terapia hormonal (TH) puede administrarse en forma de estrógenos o de una combinación de hormonas que incluya estrógenos. Los médicos entrevistados para este artículo que prescriben TH para la osteoporosis sugieren que los beneficios superan los inconvenientes de su uso para algunos de sus pacientes. Pero estos médicos pueden ser un grupo minoritario, sugiere el doctor Michael R. McClung, director fundador del Centro de Osteoporosis de Oregón, en Portland.

    Según McClung, la TH se prescribe ahora raramente como tratamiento -en contraposición a la prevención- para la osteoporosis en ausencia de beneficios adicionales como la reducción de los síntomas vasomotores.

    Los resultados de los investigadores sobre el uso de la TH en mujeres con osteoporosis son complejos. Aunque la TH está aprobada para la prevención de la osteoporosis en la menopausia, no está indicada como tratamiento de la enfermedad por la Food and Drug Administration. Consulte la información de prescripción de los comprimidos de Premarin, que contienen una mezcla de hormonas de estrógeno, para ver un ejemplo de las indicaciones y el uso de la FDA para el tipo de TH que se aborda en este artículo.

    Resultados de la Iniciativa de Salud de la Mujer

    Los ensayos de terapia hormonal de la Iniciativa de Salud de la Mujer (WHI) mostraron que la TH reduce la incidencia de todas las fracturas relacionadas con la osteoporosis en las mujeres posmenopáusicas, incluso en aquellas con bajo riesgo de fractura, pero las fracturas relacionadas con la osteoporosis no fueron un criterio de valoración del estudio. Estos ensayos también revelaron que la TH se asoció con un mayor riesgo de eventos cardiovasculares y cerebrovasculares, un mayor riesgo de cáncer de mama y otros resultados adversos para la salud.

    La publicación de los resultados provisionales de los ensayos del WHI en 2002 provocó bastante miedo y confusión sobre el uso de la TH después de la menopausia. Tras la publicación de los resultados del WHI, el uso de estrógenos disminuyó drásticamente, pero para todo, incluso para los síntomas vasomotores y la prevención y el tratamiento de la osteoporosis.

    Antes del estudio WHI, era muy común que la terapia hormonal se prescribiera cuando las mujeres se acercaban o entraban en la menopausia, dijo la doctora Risa Kagan, profesora clínica de obstetricia, ginecología y ciencias de la reproducción de la Universidad de California en San Francisco.

    "Cuando una mujer cumplía 50 años, era una de las primeras cosas que hacíamos: ponerla en terapia hormonal. Todo eso cambió con el WHI, pero ahora estamos cerrando el círculo", señaló Kagan, que actualmente prescribe la TH como tratamiento de primera línea para la osteoporosis a algunas mujeres.

    La compleja historia de la terapia hormonal

    La capacidad de la TH para reducir la pérdida ósea en las mujeres posmenopáusicas está bien documentada en muchos artículos, incluido uno publicado el 8 de marzo de 2018 en Osteoporosis International, por Kagan y sus colegas. Esta reducción de la pérdida ósea ha demostrado reducir significativamente las fracturas en pacientes con baja masa ósea y osteoporosis.

    Fuente consultada aquí

    Mas noticias de Investigación