Estudios señalan que la endometriosis afecta más a pacientes con enfermedades autoinmunes e inflamatorias

Este estudio concluyó que afecta a mujeres con enfermedades inflamatorias o autoinmunes, así como alergias, asmas y fibromialgia.

Luisa María Rendón Muñoz

    Estudios señalan que la endometriosis afecta más a pacientes con enfermedades autoinmunes e inflamatorias

    A través de un estudio, investigadores analizaron 551 mujeres, adolescentes y adultas, que ya contaban con un diagnóstico de endometriosis, e incluyó a 652 mujeres controles.

    Para lograr segmentar eficazmente las cohortes, fue necesario que estas mujeres respondieran una encuesta llamada Proyecto de Armonización de Biobancos y Fenómenos de Endometriosis, pues el objetivo era observar la asociación entre condiciones de disfunción inmunológicas, como el lupus eritematoso sistémico y la artritis reumatoide y la endometriosis en mujeres adolescentes y adultas.

    Hallazgos de la investigación

    Las participantes con cualquier afección autoinmune y/o inflamatoria tenían mayores probabilidades de endometriosis concurrente (OR: 1,87; IC: 0,92–3,80), al igual que las participantes con alergias (OR: 1,76; IC: 1,32–2,36), asma (OR : 1,35; IC: 0,97-1,88), síndrome de fatiga crónica y/o fibromialgia (OR: 5,81; IC: 1,89-17,9), o mononucleosis previa (OR: 1,75; IC: 1,14-2,68). 

    Las probabilidades de endometriosis fueron menores entre las participantes con eccema (OR: 0,68; IC: 0,44–1,04). Además, se logró observar una tendencia positiva entre el número de condiciones inmunológicas y las probabilidades de endometriosis (p-trend=0.0002). 

    También se pudo concluir que los trastornos endocrinos no se asociaron con la endometriosis.

    ¿Qué concluyó el estudio? 

    Entre esta población de mujeres adolescentes y adultas, la endometriosis era más probable entre las participantes con enfermedades autoinmunes y/o inflamatorias, alergias, asma, infección previa por mononucleosis y fatiga crónica y/o fibromialgia. 

    Se observó, también, que un número creciente de condiciones inmunológicas se asociaron positivamente con el riesgo de endometriosis. Por ello, los investigadores hacen un llamado para que los médicos que atienden a las adolescentes y mujeres con estas afecciones, consideren la endometriosis como una comorbilidad.

    Endometriosis en Puerto Rico 

    Se estima que en el mundo, el 10% de la población femenina padece de endometriosis y es una de las principales causas de infertilidad. En Puerto Rico, estudios del 2019 aseguraban que una entre 20 mujeres, padecen de esta condición. Hoy en día, se estima que son alrededor de 10.000 mujeres quienes la padecen en la Isla.

    Además de las múltiples luchas que llevan estas mujeres por sus dolores, también está la falta de educación de las personas que están a su alrededor. Por ello, expertos en el tema hacen un llamado de atención.

    "La endometriosis es una condición real, fisiológica, en la que el tejido del endometrio crece fuera del útero y puede tener consecuencias si las pacientes no son diagnosticadas y no están bajo tratamiento médico. Hemos tenido casos graves en los que la salud de la mujer se ha visto afectada por el crecimiento del tejido del endometrio", apunta el doctor Juan Luis Salgado, ginecólogo y conferenciante internacional sobre endometriosis.

    Por su parte, la psicóloga clínica, dra. Nydia Cappas, comentó a la Revista de Medicina y Salud Pública que muchas mujeres expresan la falta de apoyo en la familia y por parte de otras personas, porque no las comprenden cuando expresan sentir un dolor severo.

    Además, la experta enfatiza en que se debe integrar la psicología dentro del equipo de salud, ya que esta condición afecta de diferentes formas a la mujer, sobre todo, en cuanto al manejo del estrés, puesto que muchas cosas están fuera de control en lo que respecta a la endometriosis.

    De modo que, teniendo en cuenta lo anterior, la doctora Cappas afirma que "el cuerpo y la mente están conectados y en el caso de la endometriosis, es importante entenderla. Una de las cosas que más impacta al obtener el diagnóstico, es no saber qué se puede hacer, pero se debe ver, también, qué cosas se pueden integrar a la vida para sentirse feliz, a pesar de los dolores y los problemas interpersonales", puntualizó. 

    Acceda al estudio completo aquí 


    Mas noticias de Investigación