Dermapatología, retos y desafíos de una profesión con mucho futuro en Puerto Rico

Los avances de la ciencia siguen permitiendo que la medicina evolucione y se abren escenarios en pro de atender las necesidades de la población. En la isla, ante la crisis, los dermatopatólogos son escasos y su papel es muy importante.

Alexander Triana Yanquén

    Dermapatología, retos y desafíos de una profesión con mucho futuro en Puerto Rico

    La Dermapatología es una subespecialidad de la Dermatología y la Patología Quirúrgica. Se enfoca en las enfermedades de la piel a nivel microscópico y molecular.

    Datos de la Academia Americana de dermatología (AAD), revelan que solo en Estados Unidos, 84,5 millones de habitantes poseen una enfermedad de la piel. Además, se estima que, en esta región, se gastan 75 miles de millones de dólares al año para diagnosticar y tratar a las personas con condiciones cutáneas. Por si fuera poco, diferentes estudios aseguran que las enfermedades epidérmicas son la cuarta causa más común de malestar en el ser humano.

    Por ello, subespecialidades como la dermatopatología se hacen vitales, y para hablar de ello, aclara dudas con relación a esta disciplina, conversamos con el Dr. Carlos Sarriera Lázaro, dermatólogo y dermatopatólogo, quien realizó sus estudios de Medicina en el Recinto de Ciencias Médicas de la Universidad de Puerto Rico, su residencia en dermatología en el New York Medical College, y de allí se mudó a Tampa (Florida) en donde hizo el Fellowship en dermapatología, en el Hospital de Mofitt y en el Hospital del sur de Florida. 

    "Mi interés en la dermatología surgió para mi segundo año de medicina, estaba tomando el curso de patología y rapidito me atrajo ese tipo de materia, la cual despertó el interés en la dermatología y la patología", comenta Sarriera.

    Esta especialidad es la rama de la Patología General que se ocupa del diagnóstico microscópico de las Enfermedades de la Piel, su estudio e investigación y hace uso de la Microscopía Convencional, Tinciones Especiales, Luz Polarizada, Inmunohistoquímica, Fotomicroscopía, Inmunofluorescencia.

    ¿Cuáles son las afectaciones que puede tratar esta especialidad?

    La dermapatología estudia alrededor de unas 1,500 diferentes enfermedades de la piel, membranas mucosas, pelo, uñas y tejido celular subcutáneo. Entre estas enfermedades están: erupciones cutáneas, tumores de la piel y quistes de la epidermis, congénitas (Genodermatosis), ampulosas y vesiculares no infecciosas, eritematosas, papulosas y escamosas no infecciosas, vasculares, granulomas no infecciosos, bacterianas, lesiones precancerosas, carcinoma epidermoide, linfomas, lesiones de pelo y de la uñas, nevus, y eccemas. 

    Cabe mencionar que, el diagnóstico de los pacientes se realiza mediante el examen de Biopsias de la Piel y patogénesis de las Enfermedades de la Piel a nivel celular, estudio de las causas o patogénesis.

    Explica el experto que: "el dermatopatólogo recibe los especímenes o biopsias de piel, pelo, o uña, y esa muestra se procesa en el laboratorio donde pasan a las manos del profesional, quien por medio del microscopio y diferentes pruebas puede llegar a un diagnóstico en específico", comenta.

    Motivación y objetivos para ser dermapatólogo

    Relata el doctor Sarriera que en cuarto año, cuando empezó las rotaciones por dermatología, sintió un especial interés: "fue cuando dije: esto es lo que quiero hacer. Es una subespecialidad donde podría juntar lo clínico con lo patológico", dice.

    El interés siguió creciendo y según el especialista, un paso determinante fue su experiencia junto a la doctora Evelyn Santos, quien empezaba a trabajar como dermatóloga, y de quien fungió como asistente: "allí pude seguir exponiéndome al mundo de la dermatología y al tiempo en la patología, lo que fortaleció el interés en las dos materias", afirma.

    Ha recibido un sinnúmero de casos, y durante su paso por Tampa (Florida), donde asegura que llegaban patologías variadas, siendo así el segundo centro donde se reciben más muestras de melanoma, pudo definir el objetivo: "Pienso que esos casos de melanoma son interesantes y para ello estudié lo que estudié. Son complicados, lo estimulan a empaparse del tema, y buscar información para dar el diagnóstico adecuado y que el paciente se pueda tratar", aclara.

    Dermatopatólogos en Puerto Rico

    "Los dermatopatólogos estamos escasos en Puerto Rico, veo que el futuro de la carrera va a seguir creciendo, sobre todo hay muchos pacientes con patologías de piel, de pelo y uñas, que necesitan de un diagnóstico adecuado. En varias ocasiones que no se le pueda dar diagnóstico clínico, se hace una biopsia, y el dermatopatólogo es quien da el resultado y se dirige el tratamiento conforme a lo que sale", asegura el experto.

    Agrega Sarriera Lázaro que "esta especialidad va a seguir en auge y será importante en el tratamiento completo de los pacientes", dice.

    ¿Por qué son escasos en la isla?

    "Es una especialidad muy buena, difícil de obtener la acreditación y trabajo: cuando se solicita hay muchos candidatos aquí en Puerto Rico y Estados Unidos. Es de las especialidades más competitivas ahora mismo", concluye el experto. 

    Vea la entrevista completa acá:

    Mas noticias de Dermatología