Ansiedad, depresión y miedo irracional: trastornos comunes durante la cuarentena

Ataques de ansiedad, episodios continuos de depresión y temor irracional son algunos de los trastornos mentales más comunes actualmente debido a la cuarentena.


Ansiedad, depresión y miedo irracional: trastornos comunes durante la cuarentena

César Fuquen Leal
Agencia Latina de Noticias de Medicina y Salud Pública

Ataques de ansiedad, episodios continuos de depresión y temor irracional son algunos de los trastornos mentales más comunes actualmente debido a la cuarentena. Y es que el COVID-19 no solo está afectando la integridad física y motora del ser humano, sino que las medidas que se han tomado para mitigarlo también están afectando la salud mental.

El ser humano es es un ente de costumbres y tradiciones diarias, al alterarse alguno de los factores a los que se está acostumbrado, podría haber incidencia en la salud mental. Así lo explicó el Dr. José Pons, psicólogo y presidente de la Universidad Carlos Albizu en entrevista con la Revista Medicina y Salud Pública (MSP). 

“Cuando se nos altera la rutina de vida, cuando nos sentimos vulnerables y nos sentimos que no estamos en el pleno control de nuestra vida, de nuestra actividad, el ser humano nuevamente va a responder. Nosotros somos entes de costumbres y de tradiciones y de planes, nos encanta tener la vida bien planificada y nos encanta tener la capacidad de anticipar lo que voy a hacer y verme capaz de hacer y no es lo que está pasando”, determinó el Dr. Pons.

Miedo irracional 

El miedo irracional que se genera durante la cadena depende específicamente de las situaciones de vida, salud y ambiente de cada individuo, es por eso que algunas enfermedades de salud mental se presentan con más frecuencia en algunas personas que en otras. Así lo explicó el Dr. Pons:

“Cada uno de nosotros nos enfrentamos a condiciones infecciosas, condiciones de salud en nosotros y nuestros familiares de diverso modo, algunos con unas reacciones bien intensas y otros con una reacción de minimización y esto es producto del historial de salud individual de cada uno. Si uno ha tenido muertes por infarto del padre, la madre o alguien, cuando uno le da un dolorcito en el pecho, ¿qué imagen le viene a la mente? Es por lo que vive de pequeño. Si yo estuve hospitalizado, si yo tengo un asma crónica o diabetes, lo que sea, eso produce a su vez un nivel de vulnerabilidad en la persona que al enfrentarse a esta pandemia, a enfermedades, a posibilidades de contagio y otros asuntos que ocurren dentro de la sociedad, activa excesivamente las reacciones emocionales, creando entonces un segundo problema que es mi reacción emocional ante la pandemia o ante la condición que tengo frente a mí”, determinó Pons. 

Cómo incide de la cuarentena

El aislamiento preventivo o ‘lockdown’ ha generado que algunos sectores económicos cierren sus puertas, lo que ha causado un detrimento en el ámbito monetario de las familias. Según el Dr Pons, esta situación representa serias afecciones en la estabilidad emocional del ser humano.

“Por la cuarentena los negocios, las oficinas donde trabajaban cerraron y quedaron desempleados, ya no tienen los ingresos ni la expectativa de que el viernes va a haber un depósito para pagar la hipoteca. Así que este “lockdown” crea un impacto total en la economía que le altera la vida a un por ciento significativo de nuestra población. No estoy hablando de Puerto Rico nada más, esto es lo que pasó en China, en Corea del Sur, Japón y Estados Unidos. Así es que más de un tercio de las personas perdieron su empleo o están subempleados debido al “lockdown”, así es que eso es peligro inminente para mi estabilidad financiera, peligro inminente para mi sentido de control propio y peligro inminente en términos de que me torno más vulnerable”, alertó el psicólogo.

Además, el Dr. Pons afirma que si bien es cierto que el confinamiento social es uno de los métodos más efectivos para aplanar la curva del nuevo coronavirus a nivel mundial, también ha causado alteraciones no solo en el ámbito financiero, sino en otros aspectos como el médico, familiar y en el normal funcionamiento de los países

Cambios en la forma de relacionarse 

El impacto del COVID-19 no solo afecta la salud mental actualmente, sino que a largo plazo cambiará la forma en que el ser humano se interrelaciona con los demás. 

“El impacto de esta pandemia ha sido mundial y resuena en todos los renglones de la conducta del ser humano. Lo que estamos mirando es que ya se perfila un cambio en el modo cómo la gente se saluda, especialmente nosotros los latinoamericanos y los mediterráneos que nos encanta dar un beso y un abrazo. Esto da la impresión de que ese tipo de bienvenida y de acercamiento social va a cambiar. Del mismo modo, esta tendencia nuestra de ir en grupos a los cines o a las congregaciones parece que va a tener un impacto porque las sociedades están cobrando conciencia de que existen microorganismos en nuestro ambiente que pueden ser nocivos a nosotros y que podemos transmitirlo unos a otros”, ahondó el presidente universitario.

Tácticas para cuidar la salud mental de la población durante la cuarentena

Controlar las emociones podría ser más difícil en algunos individuos que en otros. Sin embargo, el Dr. Pons explica la importancia de conocer información veraz para evitar este tipo de reacciones y así controlar de alguna forma los síntomas de los trastornos mentales durante el confinamiento.

“Así es que informarnos, protegernos y sobre todo estar pendientes de cuáles son las reacciones emocionales que nosotros tenemos ante esta situación. ¿Por qué? Porque vamos a ver una amplia gama de reacciones entre los seres humanos y eso depende del historial particular de cada persona de salud, historial de salud que a su vez impacta el nivel de vulnerabilidad que nosotros sentimos”, precisó el Dr. Pons en diálogo con MSP.


Artículos Relacionados