La razón ante la ausencia de una cura para el alzhéimer, enfermedad descubierta hace más 110 años

Aunque el alzhéimer es una de las enfermedades más santiguas no se tiene una cura específica que pueda erradicar esta malignidad degenerativa

Eduardo Najar


La razón ante la ausencia de una cura para el alzhéimer, enfermedad descubierta hace más 110 años

Para la comunidad en general debe ser una incógnita la no presencia de una cura frente a una malignidad neurológica y degenerativa como el alzhéimer, pues cuando llego la emergencia salubrista solo se tardó unos meses para encontrar una vacuna que fuera lo suficientemente eficaz para mitigar la enfermedad infecciosa, lo que presume a un interrogante mucho más generalizado ¿Por qué no hay un tratamiento igual para el alzhéimer, ya que es una enfermedad más conocida?.

La frustración por no tener un tratamiento totalmente eficaz, la comparten tanto pacientes, familiares, médicos y especialistas, aunque existen algunos tratamientos o medicamentos que pueden ayudar a mejorar determinados síntomas es imposible que los mismos puedan frenar la progresión de esta enfermedad, a lo que Donald Waver, investigador y neurólogo expone las principales razones:

Costos y números

A medida que la población en general envejece hay una probabilidad de que el alzhéimer pueda manifestarse en algunas personas, por ende, al crecer este número y ante la poca financiación que reciben diferentes estudios e instituciones, los avances sobre todo los que están enfocados en el ámbito recuperativo se retrasan e incluso no llegan a estudiarse.

Por otro lado, la idea de que esta enfermedad solo ataca a personas de edad avanzada ha implantado que no se tenga totalmente en cuenta que esta afección puede también llegar a presentarse en población más joven, ya que como indica el investigador un 5 a 10% de estos pacientes pueden tener menos de 65 años e incluso 40. 

La enfermedad y la ciencia

Como se sabe el cerebro es uno de los órganos más difíciles de descifrar y de comprender por parte de la ciencia, además la enfermedad es aún más compleja, ya que no se tiene con total veracidad como esta llega a cambiar determinados componentes o funciones cerebrales y que partes o zonas se ven al 100% comprometidas.

En un primer momento se evaluó que esta enfermedad inicia cuando determinadas proteínas se forman de manera incorrecta y al plegarse mata algunas células cerebrales, otorgando los síntomas más comunes como pérdida de la memoria y reducción notoria de la cognición.

Sin embargo, está siendo la teoría más común y sobre todo la más acertada, aún no se encuentran determinados fármacos que puedan ayudar a impedir este proceso, ya que los ensayos que se han realizado no son totalmente eficaces y funcionales.

La difícil tarea de la cura

Encontrar una cura no ha sido nada fácil, como indica el neurólogo, la tarea más compleja es diagnosticar a un paciente  e iniciar con un tratamiento, ya que se puede manifestar incluso 20 o 30 años antes de que aparezcan los primeros síntomas,  por ende, para médicos es muy difícil iniciar con medicamento vía oral ya que la línea de ética se ve comprometida en administrar un fármaco que puede ser tóxico y no presentarse la enfermedad durante determinado tiempo.

Por otro lado, el uso de antibióticos para cualquier enfermedad no requiere de estudios o ensayos prolongados además de altos costos para probar la funcionalidad del mismo, lo que para la ciencia ha sido algo complejo con el alzhéimer, pues es una enfermedad que requiere de varias investigaciones para poder mejorar su prognosis.

Fuente:

BBC. ¿Por qué aún no hay cura para el alzhéimer si se detectó hace más de 110 años?. Disponible en: https://www.bbc.com/mundo/noticias-56553640


Artículos Relacionados