Eliminación del VIH perinatal y manejo de la mujer embarazada con VIH en Puerto Rico

En Puerto Rico no se registra nacimientos de niños con VIH desde hace 17 años.

Valentina Diaz Ospina

    Eliminación del VIH perinatal y manejo de la mujer embarazada con VIH en Puerto Rico

    Puerto Rico fue el primer país en eliminar la transmisión del VIH de madre a hijo, por medio del programa de seguimiento prenatal, donde se tiene como política pública hacer la prueba de VIH en el embarazo al principio y final del mismo.

    Cuando se detecta el virus, se debe iniciar el tratamiento lo más pronto posible, ya que "el propósito de la terapia de VIH en el embarazo, es preservar la salud de la mujer, disminuir la carga viral en sangre, para evitar la transmisión en el embarazo y/o en el parto", según explicó la Dra. Carmen Zorrilla, Investigadora y docente de la Escuela de Medicina del Recinto de Ciencias Médicas de la UPR.

    Tratamiento en el bebe

    Una vez nace el bebe, al bebe se le suministra medicación oral por seis semanas, evitando que en cualquier punto de transmisión, pese de que a los cuatro meses de edad se sabe si el bebe contrajo el virus, se le realiza un seguimiento mínimo de dos años.

    Tratamiento en la pareja sexual

    Cuando una persona de la pareja es positiva para VIH y la otra es negativa, la positiva debe iniciar su tratamiento, si luego de más de 6 meses en tratamiento, el paciente es no detectable sexualmente, no es necesario que use condones.

    Según explicó la Dra. Carmen Zorrilla "una persona que tiene una pareja sexual que es positiva en VIH, también puede tomar un medicamento que se utiliza para prevención y reduce que se infecte".

    La transmisión de madre infante se ha reducido, debido a que las madres se encuentran en no detectable, donde se evita que la segunda generación nazca sin VIH.

    Medicamentos

    Los medicamentos cada día son más seguros, más potentes y tienen menos efectos secundarios, lo que hace que los pacientes tengan menos resistencia a los medicamentos, esto permite que se pueda suministrar un medicamento a la madre controlando su carga viral y otro al feto evitando su exposición al virus.

    Se han iniciado estudios en medicamentos inyectables, los cuales se pondrían cada dos meses o cada seis meses, aunque aún no hay estudios en personas embarazadas, se espera que estos medicamentos se puedan utilizar como un complemento, para las personas embarazadas. 

    Mas noticias de HIV