Las estenosis de Crohn pueden responder a la terapia con medicamentos inmunosupresores, según estudio

Las estenosis son la complicación estructural más común de la Enfermedad de Chron.

Sergio Nicolás Ortiz Cortés Sergio Nicolás Ortiz Cortés
  • Sergio Nicolás Ortiz Cortés - Correo Electrónico

Las estenosis de Crohn pueden responder a la terapia con medicamentos inmunosupresores, según estudio

"La inmunosupresión combinada con la intensificación del tratamiento al objetivo basada en medidas objetivas de la inflamación persistente proporcionó mejores resultados que la terapia con medicamentos estándar", según un estudio publicado en The Lancet Gastroenterology & Hepatology.

Las estenosis sintomáticas relacionadas con la enfermedad de Crohn (EC) pueden responder a la terapia con medicamentos inmunosupresores, con mejoras en los síntomas y la morfología de la estenosis, según los resultados de un estudio de Australia.

"Este estudio muestra que el daño de la pared intestinal asociado con la enfermedad de Crohn, característico de las estenosis inflamatorias, es potencialmente reversible con tratamiento farmacológico", informa el equipo.

Las estenosis son la complicación estructural más común de la EC y la cirugía y la dilatación endoscópica con balón son las principales opciones de tratamiento. La terapia con medicamentos se ha considerado contraindicada, señalan el Dr. Julian Schulberg del Hospital St. Vincent, en Melbourne, y sus colegas.

Se cree que el estudio STRIDENT es el primer ensayo controlado aleatorio de tratamiento farmacológico en pacientes con estenosis de la Enfermedad de Chron

"En comparación con la creencia generalizada de que las estenosis son predominantemente fibróticas, con cambios estructurales irreversibles, este estudio ha establecido que hay componentes reversibles", dicen los autores.

"Este estudio proporciona una estrategia clara para tratar y evaluar a los pacientes con estenosis, la complicación más común y discapacitante de la enfermedad de Crohn. Las estenosis responden a la terapia con medicamentos, y la terapia intensiva junto con un control estricto de la inflamación conduce a los mejores resultados", añaden.

En su opinión, "la terapia con medicamentos debe considerarse para el tratamiento de las estenosis de la enfermedad de Crohn, con medidas objetivas utilizadas para ajustar la terapia".

Entre los hallazgos clave los investigadores reportaron lo siguiente:

- A los 12 meses, el 79% de los pacientes del grupo de tratamiento intensivo presentaron una mejoría de los síntomas obstructivos en comparación con el 64% del grupo de tratamiento estándar (razón de posibilidades, 2,10; P = 0,17).

- El fracaso del tratamiento fue más común con el tratamiento estándar que con el intensivo (28% frente a 10%; OR, 0,27; P = 0,045), aunque cuatro pacientes de cada grupo requirieron cirugía de estenosis.

- El índice de actividad de la enfermedad de Crohn (CDAI) cayó por debajo de 150 (lo que indica remisión) en el 69% de los pacientes en el grupo de tratamiento intensivo en comparación con el 60% en el grupo de tratamiento estándar, a partir de una puntuación del índice inicial de 167 y 179, respectivamente (OR, 1,50; P = 0,42).

- La resonancia magnética a los 12 meses mostró una mejoría (basada en la puntuación MaRIA de estenosis del 25% o más) en el 61% del grupo de tratamiento intensivo frente al 28% del grupo de tratamiento estándar (OR, 3,99; P = 0,009). La resolución completa de la estenosis en la resonancia magnética se observó en un 20% y un 16%, respectivamente.

- La ecografía intestinal a los 12 meses mostró una mejora de más del 25% en el grosor de la pared intestinal en el 51% de los pacientes en el grupo de tratamiento intensivo en comparación con el 33% en el grupo de tratamiento estándar (OR, 2,10; P = 0,15).

- La calprotectina fecal se normalizó en el 62% de los pacientes en terapia intensiva en comparación con el 44% de los pacientes en terapia estándar (OR, 2,04; P = 0,15), mientras que la normalización de la proteína C reactiva se observó en el 62% y 44%, respectivamente (OR , 2,04; P = 0,15).

- No hubo muertes durante el estudio. Ocho pacientes (15%) en el grupo de tratamiento intensivo y cuatro (16%) en el grupo estándar informaron eventos adversos graves.

Fuente consultada aquí.

Comunicador Social y Periodista egresado de la Universidad Sergio Arboleda en Bogotá. Periodista y Redactor en la Revista de Medicina y Salud Pública.

Mas noticias de Gastroenterología