Anticoagulantes continúan siendo fundamentales en la prevención de eventos cerebrovasculares

Para prevenir casos clínicos severos a causa de un coágulo es necesario que se usen anticoagulantes y así disminuir la probabilidad de que esta malignidad se dirija a órganos vitales

Eduardo Najar

    Anticoagulantes continúan siendo fundamentales en la prevención de eventos cerebrovasculares

    El uso de medicamentos anticoagulantes es fundamental para aquellos pacientes que han desarrollado una enfermedad arrítmica o que padecen de alguna patología que puede promover la manifestación de trombos como consecuencia de inmovilidad o sedentarismo. 

    Los anticoagulantes son una herramienta principal en la lucha contra accidentes cerebrovasculares y diagnósticos crónicos que pueden poner en riesgo la calidad y vida del paciente, ya que por medio de estos se disminuye totalmente la probabilidad de: infarto cerebral, infarto de miocardio, trombosis venosa, embolia pulmonar y entre otras graves malignidades.

    En entrevista con la Revista Medicina y Salud Pública (MSP), la doctora Rosella Marmorato, cardióloga del Centro Cardiovascular de Puerto Rico y el Caribe, explica cuál es la función principal de los anticoagulantes, en qué pacientes se deben usar  y la necesidad de estos medicamentos en la práctica médica.

    “Los anticoagulantes son un tipo de medicamento que nos ayuda a poner la sangre mucho más líquida (...), de esta manera podemos evitar trombos, ya sea a causa de una arritmia cardíaca u otras condiciones, (...) el objetivo es prevenir el desarrollo de estos coágulos”, argumentó.

    ¿En qué pacientes se debe administrar?

    La especialista sostiene que el uso de este tipo de medicamentos es necesario, sobre todo para prevenir graves casos o enfermedades que puedan aumentar complicaciones en el paciente ya sea a corto o a largo plazo.

    “Usualmente se usan anticoagulantes en pacientes que padecen de arritmia o de alguna patología que pueda ocasionar coágulos dentro del corazón, estos medicamentos nos ayudan a reducir el riesgo de desarrollar accidentes cerebrovasculares o derrames, es un impacto bastante importante en la salud y en el pronóstico de este paciente a largo plazo”, explicó.

    Avances y uso actual de anticoagulantes

    Gracias a los avances farmacológicos es posible que se tenga que evitar ciertos criterios en la función de un anticoagulante, sin embargo, sigue siendo muy importante que aquellos pacientes de alto riesgo que poseen cuadros de sangrados no sean administrados con este tipo de medicamentos.

    “Hoy en día tenemos anticoagulantes que se pueden usar de acuerdo al peso y función renal del paciente, no es necesario restringir alimentos e ingestas, esto nos ayuda a saber que tipo de coagulación posee el paciente y evitar sangrados, por ende aquellos pacientes con este tipo de historiales deben prevenir el uso de anticoagulantes”, concluyó la especialista.


    Mas noticias de Cardiovascular