Fallecen más bebés por COVID-19 en el Brasil que en los Estados Unidos

Desde que inició la pandemia por el coronavirus han fallecido 410 bebés por COVID-19 en Brasil, una cifra diez veces mayor que la de Estados Unidos.


Fallecen más bebés por COVID-19 en el Brasil que en los Estados Unidos

Desde que inició la pandemia por el coronavirus han fallecido 410 bebés por COVID-19 en Brasil, una cifra diez veces mayor que la de Estados Unidos.

Estados Unidos es actualmente el país con el mayor número de

muertes por COVID-19

.

Katherine Trujillo Useche
Agencia Latina de Noticias Medicina y Salud Pública 

Según los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC), 45 niños han perdido la batalla después de ser infectados por el virus. Los niños de una a cinco años, la diferencia entre los dos países es muy evidente, en el Brasil  registró 207 muertes por COVID-19, mientras que en Estados Unidos contó con 52.

Las cifras del país son también más altas que las de Reino Unido, donde registró dos muertes por coronavirus en bebés de menos de un año y las de México, donde murieron 307 niños con edades comprendidas entre 0 y 4 años.

Al mismo tiempo, Estados Unidos es actualmente el país con el mayor número de muertes por COVID-19 con 529.000, seguido de Brasil con 270.000 y México 191.000, según datos de la Universidad Johns Hopkins.  La tasa de mortalidad estadounidense por el virus es de 161,28 por 100.000 habitantes, es también superior a la de Brasil  con 128,12 por 100.000 habitantes.

Esto quiere decir que desde que comenzó la pandemia, el COVID-19 ha matado de manera proporcional en los Estados Unidos y el Brasil, de acuerdo con los datos oficiales proporcionados.

Las tasas de natalidad también son importantes en esta ecuación, ambos países tienen tasas prácticamente iguales, según el Banco Mundial: 1,77 hijos por una mujer en Estados Unidos y 1,74 hijos por mujer en Brasil.

En el 2019, se registraron 3,5 millones de nacimientos en Estados Unidos y 2,9 millones en Brasil, esto tomando en cuenta que la población estadounidense es de 328,2 millones, mientras que el país sudamericano tiene 210 millones de habitantes.

Con estos datos se destaca que en Brasil se tiene un mayor número de muertes de bebés y niños pequeños por COVID-19, a pesar de tener menos nacimientos que los Estados Unidos, donde a su vez mueren más personas por el virus.

Por eso se hace esta la pregunta de ¿ qué hay detrás de estas altas cifras de bebés muertos por COVID-19 en Brasil?.

Las razones

Se ve que las cifras de la gran mortalidad infantil en Brasil, la nación sudamericana también registra un número significativo de niños hospitalizados por COVID-19. Solo en este año, fueron hospitalizados 617 bebés menores de un año, 591 de una a cinco años y 849 entre seis y 19 años, según el último boletín epidemiológico del Ministerio de Salud.

Expertos que fueron entrevistados por la BBC News Brasil y explicaron que no existe una respuesta única al problema. La falta de control en el manejo de la pandemia y la carencia de un diagnóstico, combinada principalmente con comorbilidades y vulnerables socioeconómicas, incluida la aparición de un síndrome asociado al COVID-19 en niños, ayuda a explicar la trágica situación en Brasil.

Es importante señalar que las muertes son más numerosas en Brasil, en comparación que en otros países del mundo, la mortalidad en este grupo de edad sigue siendo muy baja según la comunidad científica.

De hecho, 420 bebés representan solo el 0,15% del total de 207,6 mil muertes por COVID-19 en Brasil.

Por lo tanto , la probabilidad de que un bebé o un niño desarrolle síntomas graves de COVID-19 y muera a causa de la enfermedad es rara, pero no nula, aclaró a BBC Brasil Fátima Marinho, epidemióloga y consultora senior de Vital Strategies.

“Las muertes en este grupo de edad son raras, pero es necesario acabar con este mito de que los niños no mueren por COVID-19”, agregó.

La experta enfatiza que las muertes por COVID-19 entre bebés y niños en Brasil pueden ser aún mayores si se toma en cuenta los decesos derivados del síndrome respiratorio agudo severo.

“Podemos decir que el 48% de las que murieron por SARS no especificado tienen una alta probabilidad de muerte por COVID-19 debido a criterios clínicos y epidemiológicos”, enfatizó.

Las comorbilidades y vulnerabilidades socioeconómicas son factores que tienen mayor peso en la muerte de niños por COVID-19 en Brasil. 


Artículos Relacionados