Así puede afectar el ibuprofeno a las personas con diabetes

Una investigación advierte el riesgo de insuficiencia cardiaca en estos pacientes.

Luisa Ochoa

    Así puede afectar el ibuprofeno a las personas con diabetes

    Los antiinflamatorios no esteroideos, más conocidos como AINE, son consumidos de forma relativamente común en el mundo occidental. Entre ellos, el ibuprofeno y similares son los más conocidos y consumidos, y no se recomiendan en casos de sufrir algún tipo de enfermedad cardíaca, enfermedad renal o enfermedad digestiva, entre otras.

    Ahora, un nuevo trabajo presentado en el congreso de la Sociedad Europea de Cardiología habría detectado una nueva situación donde la toma de antiinflamatorios a corto plazo podría provocar serios problemas: sufrir insuficiencia cardíaca en casos de diabetes tipo 2.

    Los fármacos antiinflamatorios están recomendados a corto plazo en determinadas dolencias, en personas sanas, pero su uso en personas con alguna patología previa no solo se ha vuelto excesivo en los últimos años, sino que ha llegado a producir consecuencias graves y algunas incluso desconocidas previamente.

    Una de estas consecuencias sería la hospitalización por insuficiencia cardíaca en pacientes diagnosticados de diabetes tipo 2. En este nuevo estudio, según comenta Anders Hoit, autor principal del estudio, del Hospital Universitario de Copenhague (Dinamarca), al menos 1 de cada 6 pacientes con diabetes tipo 2 había solicitado una receta de AINE en el último año.

    Anteriormente, ya se había relacionado la toma de antiinflamatorios con un mayor riesgo de insuficiencia cardíaca en la población general, pero se desconocían los datos en pacientes diagnosticados de diabetes tipo 2, los cuales tienen el doble de posibilidades de desarrollar insuficiencia cardíaca en comparación a las personas sin diabetes

    Ibuprofeno y diabetes tipo 2

    Para este nuevo trabajo, Anders y sus colaboradores analizaron la posible asociación entre la toma de AINE a corto plazo y el riesgo de hospitalización por insuficiencia cardíaca por primera vez en el caso de sufrir diabetes tipo 2.

    Se analizaron datos de registros daneses para identificar a los pacientes diagnosticados de diabetes tipo 2 entre los años 1998 y 2021, excluyéndose aquellos con insuficiencia cardíaca o alguna afectación reumatológica que precisase la toma de AINE de forma prolongada. Se recopilaron datos sobre recetas de AINE orales (celecoxib, diclofenaco, ibuprofeno y naproxeno) reclamadas antes de la primera hospitalización por insuficiencia cardíaca.

    Usando un diseño cruzado de casos, cada paciente actuó como su propio control, y así se evaluaron asociaciones entre el uso de AINEs a corto plazo y el riesgo de hospitalización por insuficiencia cardíaca por primera vez.

    En total se analizaron datos de 331.189 pacientes con diabetes tipo 2, con una edad promedio de 62 años, siendo el 44% mujeres. Durante el primer año de estudio, el 16% de los pacientes reclamó al menos una receta de AINE, mientras que el 3% reclamó al menos tres recetas: el ibuprofeno fue el más utilizado por los pacientes (12,2%), seguido del diclofenaco (3,3%), el naproxeno (0,9%) y el celecoxib (0,4%). 

    Durante los 5.85 años de seguimiendo medio, al menos 23.308 pacientes fueron hospitalizados por primera vez por insuficiencia cardíaca.

    Según los datos del estudio, el uso de AINE se asoció claramente con un riesgo elevado de primera hospitalización por insuficiencia cardíaca, siendo el ibuprofeno y el diclofenado los antiinflamatorios más relacionados con este riesgo. No hubo relación en los casos de toma de celecoxib y naproxeno, aunque los investigadores sospechan que podría deberse a la baja proporción de recetas de estos.

    También se analizaron datos por subgrupos de pacientes, y no se encontró asociaciones entre la toma de AINE, hospitalización por insuficiencia cardíaca y niveles normales de hemoglobina glicosilada o HbA1c, lo que indicaría un buen control de la diabetes. Sí, hubo asociaciones más potentes en personas mayores de 65 años, pero no en menores de 65 años. Así mismo, había más asociación entre los usuarios nuevos de AINE, o bien que los usaran de forma muy poco frecuente.

    Como limitación, Holt señaló que no se tuvieron en cuenta datos sobre el uso de AINE de venta libre en el estudio, aunque opina que esto no tuvo un impacto significativo en sus resultados, dado que en informes previos se ha comprobado que los AINE de venta libre solo representan una pequeña proporción del total.

    Como conclusión, los autores son conscientes de que se trata de un estudio observacional y no de un ensayo clínico, por lo que no es posible concluir que los AINE causen insuficiencia cardíaca en pacientes con diabetes tipo 2. Sin embargo, sugieren que sus resultados deberían tenerse en cuenta a la hora de usar estos fármacos en determinados pacientes, aunque parece que a corto plazo estos fármacos son seguros en personas menores de 65 años o bien con la diabetes bien controlada.

    Fuente consultada aquí.



    Mas noticias de Endocrinología-Diabetes