Infectado, vacunado o ambos: ¿Qué tan protegidos estamos del COVID-19?

A medida que completamos el segundo año de pandemia, muchas personas están tratando de averiguar qué tan vulnerables pueden ser a la infección por Covid-19.

Sergio Nicolás Ortiz Cortés Sergio Nicolás Ortiz Cortés
  • Sergio Nicolás Ortiz Cortés - Correo Electrónico

Infectado, vacunado o ambos: ¿Qué tan protegidos estamos del COVID-19?

A nivel individual, el grado y la durabilidad de la inmunidad que una persona obtiene después de la vacunación frente a una infección no es una pregunta fácil de responder, pero es algo que la ciencia está buscando con gran interés.

"Este virus nos está enseñando mucho sobre inmunología", dice un médico quien estudia cómo responde el cuerpo a las vacunas.

Ahora es vital comprender cómo una infección por Covid-19 modifica las defensas inmunitarias del cuerpo para que los investigadores puedan adaptar las vacunas y terapias con el fin de mejorar.

Expertos sostienen que es mucho más riesgoso infectarse con el virus real que con la vacuna.

Lo que no se sabe hasta ahora es cuánta protección se obtiene y cuánto tiempo puede tenerla, pues esto depende de varios factores. Entre ellos se incluyen la edad, si ha tenido Covid-19 anteriormente y qué tan graves fueron sus síntomas, su estado de vacunación y cuánto tiempo ha pasado desde que se infectó o vacunó.

Su estado de salud también es importante, porque la protección inmunológica también depende del virus y de cuánto está cambiando a medida que evoluciona para evadir todas nuestras defensas.

En un nuevo informe científico se evidencia que detrás de la protección inmunológica creada por la infección, se debe realizar una comparación con la inmunidad obtenida tiempo después de la vacunación. 

Esto es lo que sabemos hasta ahora:

-Los investigadores dicen que si un paciente se ha recuperado de una infección por Covid-19 o está completamente vacunado, probablemente cuente con inmunidad por lo menos durante 6 meses. Es por eso que este es el intervalo recomendado para que las personas consideren recibir una dosis de refuerzo. 

-Aunque la protección que se obtiene después de la infección y la vacunación es generalmente fuerte, no es perfecta.

-Aún es posible infectarse por Covid-19 después de haber sido vacunado o haberse recuperado. Pero tener algo de inmunidad, ya sea por infección o por vacunación, realmente reduce las probabilidades de contagio. 

-Si contrae Covid-19 y si su sistema inmunológico ya ha recibido un aviso sobre el virus, es mucho menos probable que su infección sea una que lo lleve al hospital o que el virus le cause la muerte.

-Según previa investigación en el punto álgido del aumento de la variante delta presentada en agosto, las personas completamente vacunadas tenían seis veces menos probabilidades de contraer una infección por Covid-19 en comparación con las personas no vacunadas, y 11 veces menos probabilidades de morir si la contraían.

Finalmente cabe aclarar que el regreso a la normalidad no será como lo esperamos, pues muchas situaciones han cambiado gradualmente con la llegada de este virus.

Probablemente muchas de las actividades que hacemos hoy en día se mantendrán en nuestra cotidianidad tales como, la normalidad de usar cubrebocas para evitar otras enfermedades en espacios públicos, el tiempo que se disfruta en familia con la facilidad para realizar tareas sin tener que ir a otro lugar de manera presencial y el cambio en la higiene personal para protegerse a sí mismos.

Fuente consultada aquí.

Comunicador Social y Periodista egresado de la Universidad Sergio Arboleda en Bogotá. Periodista y Redactor en la Revista de Medicina y Salud Pública.

Mas noticias de Covid-19