¿Qué tan efectiva es la vacuna contra la COVID-19 después de los primeros nueve meses?

La eficacia de la vacuna de ARNm disminuye hasta el 23 % a partir de 7 meses, mientras que la versión de ChAdOx1 no ofrece eficacia detectable a partir de los 4 meses.

Sergio Nicolás Ortiz Cortés Sergio Nicolás Ortiz Cortés
  • Sergio Nicolás Ortiz Cortés - Correo Electrónico

¿Qué tan efectiva es la vacuna contra la COVID-19 después de los primeros nueve meses?

En la actualidad la efectividad de la vacuna contra COVID-19 más allá de los 6 meses aún no se conoce por completo, el objetivo de este estudio fue investigar la efectividad de la vacunación contra COVID-19 contra el riesgo de infección, hospitalización y muerte durante los primeros 9 meses después de la vacunación para la población total de Suecia.

Según este estudio, la eficacia de la vacuna de ARNm contra la COVID-19 disminuye hasta el 23 % a partir de los siete meses, mientras que la vacunación homóloga con ChAdOx1 no ofrece una eficacia detectable a partir de los cuatro meses, según un estudio publicado en The Lancet.

En el estudio de cohortes retrospectivo se utilizaron datos de los registros nacionales suecos de todos los individuos vacunados con dos dosis de ChAdOx1 nCoV-19 (AstraZeneca), mRNA-1273 (Moderna) o BNT162b2 (Pfizer/BioNtech), emparejados con individuos no vacunados entre el 28 de diciembre de 2020 y el 4 de octubre de 2021.

La cohorte total fue de 1.685.948, de los que 842.974 individuos recibieron dos dosis.

Los datos revelaron que la eficacia de BNT162b2 en la prevención de la infección de cualquier gravedad disminuyó con el tiempo, pasando del 92 % a los 15-30 días al 47 % a los 121-180 días y al 23 % a partir del día 211.

La disminución fue un poco más lenta para la mRNA-1273, con una eficacia del 96 % a los 15-30 días y del 59 % a partir del día 181.

La combinación de ChAdOx1 con una vacuna de ARNm proporcionó una protección del 89 % a los 15-30 días y del 66 % a partir del día 121. Por el contrario, la vacunación homóloga con ChAdOx1 logró solo un 68 % de eficacia a los 15-30 días, sin eficacia detectable a partir del día 121.

La protección contra la COVID-19 grave pareció mantenerse mejor, aunque se hizo evidente cierta disminución después de cuatro meses.

Los estudios observacionales de los EE. UU. y Qatar también mostraron que la eficacia de BNT162b2 contra la hospitalización y la muerte persistió hasta 6 meses, mientras que los datos preliminares del Reino Unido indican una ligera disminución, especialmente en adultos mayores y de ChAdOx1 nCoV-19 en comparación con BNT162b2.

En términos de ChAdOx1 nCoV-19, otro estudio observacional informó una disminución de la eficacia contra la hospitalización y la muerte dentro de los 3 meses en Brasil y Escocia.

En conjunto, aunque la evidencia sugiere que la eficacia de la vacuna contra la COVID-19 grave se mantiene relativamente bien, los datos son inconsistentes. 

De manera similar, la duración de la protección contra la infección por SARS-CoV-2 de cualquier gravedad no está clara. 

Después de 4 a 5 meses de seguimiento, la eficacia de BNT162b2 se estimó en más del 80 % en un estudio, alrededor del 50% en otros dos estudios y tan bajo como alrededor del 20% en un estudio de Qatar.

Para ChAdOx1 nCoV-19, los datos preliminares del Reino Unido sugieren que queda aproximadamente un 50 % de efectividad después de 5 meses de seguimiento, mientras que un estudio publicado mostró que la efectividad se redujo a aproximadamente un 50 % en Escocia y un 60 % en Brasil después de aproximadamente 4 meses.

imagen-cuerpo



Fuente consultada aquí.


Comunicador Social y Periodista egresado de la Universidad Sergio Arboleda en Bogotá. Periodista y Redactor en la Revista de Medicina y Salud Pública.

Mas noticias de Covid-19