Siete consejos nutricionales que ayudan a controlar la inflamación provocada por la psoriasis

Siete consejos nutricionales que ayudan a controlar la inflamación provocada por la psoriasis Además de la alimentación, el paciente debe incluir hábitos saludables que le permitan mantener un peso adecuado.

Agencia Latina de Medicina y Salud Pública

Por años la comunidad científica ha trabajado en la búsqueda de los factores que influyen en el desarrollo de psoriasis con el fin de implementar herramientas de detección temprana y la aplicación de nuevos tratamientos efectivos en el control de esta enfermedad que hasta ahora no tiene cura.

La alimentación ha sido uno de los aspectos investigados, pero aún no se ha logrado establecer una relación directa. Sin embargo, sí existen recomendaciones nutricionales que están enfocadas en la mejora de síntomas como la inflamación.

La inflamación que se presenta con la psoriasis se desarrolla como método de protección cuando el sistema inmune ataca al propio organismo. En este caso, es la respuesta a las lesiones cutáneas provocadas por la rápida y constante renovación de células que se acumulan en la superficie de la piel.

La especialista en nutrición, Lymaris González Bracero, menciona algunas de las recomendaciones específicas de nutrición que ayudan en la reducción de la inflamación:

[pro_ad_display_adzone id=»41005″]

  • Las frutas y los vegetales deben ser prioridad en las comidas, principalmente aquellos de hojas verdes como las espinacas, la col rizada y los coles de Bruselas. Las bayas y cerezas son de igual forma, ricas en antioxidantes.
  • Consumir proteínas de origen vegetal como granos, nueces y semillas.
  • Los granos enteros como el arroz, las hojuelas de avena y la cebada son una mejor elección en comparación con los granos refinados.
  • Grasas amigables con el organismo como el aguacate, el aceite de oliva, las nueces y las semillas. Cabe aclarar que a pesar de sus beneficios deben consumirse con precaución debido a su contenido de calorías.
  • Para sazonar las comidas, es mejor elegir hierbas frescas y especias como la albahaca.
  • El omega-3. Se recomienda el consumo de estos ácidos grasos que se encuentran en el pescado por lo menos 2 veces por semana.
  • Eliminar el consumo de sustancias como el alcohol y el tabaco. Estas pueden influir en la gravedad de los síntomas y perjudicar la efectividad de los tratamientos.

La doctora González también enfatiza en que además de la alimentación deben incluirse hábitos saludables que le permitan al paciente mantener un peso adecuado, ya que este también es un factor que puede empeorar la inflamación provocada por la psoriasis.

[pro_ad_display_adzone id=»41005″]

Para más información click aquí

Comentarios

X