Reportado el primer caso de mordida de rata en la isla

Reportado el primer caso de mordida de rata en la isla Ariadnis Urquiza Milan, residente del Hospital Auxilio Mutuo

Jean Mitchelle Vélez 
Agencia Latina de Noticias de Medicina y Salud Pública 

Luego del paso del huracán María por Puerto Rico y las graves inundaciones que ocurrieron tras el desastre natural, se incrementó la cantidad de roedores por toda la isla, en especial en zonas rurales.

Como consecuencia de este último factor, una mujer de 70 años de edad ingresó a la sala de emergencias, un día después de levantarse de su cama y luego de notar que una rata se encontraba ‘enganchada’ a su mano. Esta mordedura le costó 28 días de hospitalización. Luego de varios intentos para poder quitar el animal de su mano, la mujer comenzó con episodios de rash, dolores articulares, fiebre alta, dolor abdominal, síntomas de la fiebre por mordedura de rata.

La enfermedad causa los síntomas mencionados debido a la bacteria que existe en el diente del roedor, y sus pueden confundirse con leptospira. Se trata de la bacteria streptobacillus moniliformis, un bacilo gramnegativo que forma parte de la microbiota nasofaríngea de roedores.

No está relacionado a leptospira y puede crear mucha confusión. Se transmiten de forma diferente y la bacteria no es la misma. A la mujer se le hizo estudio para leptospirosis y salió negativo”, destacó la doctora.

Ambas entidades son clínicamente similares, pero la principal diferencia es que la la mordedura de rata no puede presentarse como un brote epidémico.

Por tratarse de una enfermedad que no es fácil de diagnosticar, ya que puede manifestarse igual que otras más comunes, los médicos comenzaron a darle antibióticos de amplio espectro. Sin embargo, su salud no mejoraba debido a que no recibía el tratamiento adecuada para una mordedura de rata. A pesar de ello, la paciente fue transferida al Hospital Auxilio Mutuo de San Juan para mejorar el diagnóstico.

Más adelante, el panorama de la anciana empeoró pues se le diagnosticó un edema agudo de pulmón e insuficiencia renal aguda. Ante esto, se consulta con un infectólogo y se llegó ala conclusión que la mordedura del animal había causado estas complicaciones y debe tratarse con penicilina -medicamento por excelencia en este tipo de casos-.

La señora comenzó a mejorar, pero esto es una enfermedad que si no se piensa, no se diagnostica. Para los exámenes se necesita un cultivo muy especial que no lo tienen en laboratorios”, expresó la doctora Ariadnis Urquiza Milan, residente del Hospital Auxilio Mutuo que presentó recientemente este caso clínico.

El objetivo que busco con esto es crear conciencia a los médicos que ven este tipo de pacientes, ya sean médicos de familia o infectólogos, que tengan esto como diagnóstico diferencial y si aparece un caso que se sospecha quizás con el CDC se puede coordinar para hacerle los exámenes necesarios porque esta es la forma con la que nos retroalimentamos y sabemos si existen casos. Hubo un médico en particular que me dijo ‘es que en Puerto Rico la enfermedad no existe’, y no existe porque nadie lo había pensado”, continuó la doctora.

Este sería el primer caso registrado en la isla. Además, la mujer no tenía problemas previos de salud. Por otro lado, “hay casos que se han hecho cultivos para la muestra pero son cuando los pacientes ya están muertos y fue en Washington y en la Florida“, agregó Urquiza Milán.

X