Psoriasis: patología cutánea caracterizada por crecimiento anormal de células

Algunas condiciones tienden a desarrollarse por un irregularidad en el control de algunas moléculas que pueden causar lesiones e incluso enfermedades crónicas Algunas condiciones tienden a desarrollarse por un irregularidad en el control de algunas moléculas que pueden causar lesiones e incluso enfermedades crónicas

Agencia Latina de Noticias de Medicina y Salud Pública

Eduardo Najar

La psoriasis es un padecimiento que se desarrolla en la primera capa externa de la piel, es decir, en la epidermis. Se caracteriza por acelerar el ciclo de vida de las células cutáneas, ocasionando una aglomeración celular en el tejido, y que, se formen escamas que suelen ser muy molestas para el individuo.

La enfermedad se caracteriza por ser irregular, es decir una persona puede tener la enfermedad y de manera temporal desaparece, sin embargo el objetivo de la medicina es evitar que el crecimiento celular en el tejido de piel, no existe un tratamiento efectivo y específico, pero sí se puede disminuir notablemente la sintomatología de dolor, picazón e irritación.

Síntomas de la psoriasis

Existen algunas señas que puede indicarle a una persona que está sufriendo de una malignidad cutánea, de acuerdo con Mayo Clinic los indicios de la psoriasis son:

  • Malformaciones en la piel, se caracteriza por un color rojizo y la formación de escamas color plateado.
  • En la población pediátrica se evidencian algunos puntos que suelen ser similares a cicatrices.
  • La piel cambia y tiende a ser seca y agrietada que impulsan un sangrado.
  • Picazón, dolor y molestia.
  • Cambios en los tejidos externos como en las uñas.
  • Presencia de rigidez articular.

Factores de riesgo

Existen algunos hábitos ya sean alimenticios o conductuales que pueden impulsar el desarrollo de anomalías y enfermedades que afectan la calidad de vida de un paciente,en el caso de la psoriasis la enfermedad puede desarrollarse más rápido cuando:

  • Antecedentes familiares: existe una predisposición genética que puede impulsar el desarrollo de la psoriasis, pues es una enfermedad hereditaria.
  • Infecciones: aquellas personas que padecen de una enfermedad o contrajeron un agente viral que ataca su sistema inmune pueden desarrollar más rápido la enfermedad.
  • Estrés: ya que el estrés puede alterar las funciones del sistema inmune puede también ocasionar que se manifieste la psoriasis.
  • Obesidad: muchas veces el paciente que presenta sobrepeso tiene grandes pliegues de piel donde la humedad y puede ser un factor detonante a la namolaia cutánea.
  • Fumar: este mal hábito impulsa la irregularidad celular y puede empeorar la condición.

Detección y diagnóstico

Es importante que se tenga en cuenta que para una enfermedad crónica es indispensable un diagnóstico temprano, ya que de esto depende la recuperación del paciente y la calidad de vida del mismo. Para validar una hipótesis de un crecimiento irregular de las células cutáneas se debe.

  • Realizar una exploración física: el especialista puede diagnosticar la enfermedad en  la piel cuando analiza la historia clínica del paciente y los síntomas que se presentan en la piel, uñas o cuero cabelludo.
  • Biopsia de piel: muy pocas veces se realiza este procedimiento, consiste en remover un poco de tejido y analizarlo en un laboratorio, de esta manera se confirma que se trata de una psoriasis.

El diagnóstico de una enfermedad es muy importante, ya que el especialista puede abordar con fármacos, terapias y procedimientos idóneos la afección, además es necesario con el fin de otorgarle al paciente la vida que solía tener, pues algunas patologías obligan al individuo a cambiar de tareas y limitar algunas prácticas o actividades.

*Fuente: Mayo Clinic

Comentarios

X