Polución, agente invisible y peligroso causante de una pandemia sin soluciones

Polución, agente invisible y peligroso causante de una pandemia sin soluciones Cada hora, 800 personas están muriendo a causa de respirar aire contaminado

Agencia Latina de Noticias de Medicina y Salud Pública

A través de una rueda de prensa, David Boyd, relator especial sobre Derechos Humanos y Medio Ambiente de Naciones Unidas envió un llamado de alerta a los gobiernos de los diferentes países, debido a que los altos niveles de polución aérea se consideran el agente directo causante del fallecimiento anual de siete millones de personas, incluyendo cerca de 600.000 infantes. Las alarmantes cifras hacen que la organización internacional defina a esta situación como una nueva pandemia.

En sus declaraciones, Boyd aseguró que -hoy en día- más de 6.000 millones de personas se consideren como la población de riesgo. La definición proviene de la calidad del aire que respiran, puesto que se trata de aire con tanta contaminación que puede inferir directamente en su estado de salud. Además, se refirieron a este hecho no solo como un fenómeno externo, perceptible al salir al exterior sino como un “fenómeno asesino”, ya que también está presente dentro de las viviendas aunque los habitantes no se den cuenta de ello.

Esta pandemia todavía recibe una atención inadecuada porque estas muertes no son tan dramáticas como las causadas por otros desastres o epidemias”, expresó Boyd, en su intervención ante el Consejo de Derechos Humanos de Naciones Unidas, en Ginebra.

Cada hora, 800 personas están muriendo, muchas tras varios años de sufrimiento, por cáncer, enfermedades respiratorias o del corazón directamente causadas por respirar aire contaminado”, ha afirmado el experto de Naciones Unidas.

Durante su intervención, Boyd resaltó que las mujeres y la población de países menos desarrollados, son quienes más se afectan por lo niveles de polución aérea presente al interior de las viviendas, ya que allí es donde más tiempo pasan cada día.Cabe resaltar que la polución aérea interior se produce por cocinas, calefacción o los sistemas eléctricos.

En la actualidad, estadísticas demuestran que China es el país más contaminante, seguido de Estados Unidos, nación a la que se adjudica el 27% de emisiones de dióxido de carbono (CO2), el mayor influyente en la producción de gases de efecto invernadero.

Las personas no pueden evitar inhalar sustancias contaminantes que están presentes en sus hogares o en sus comunidades”, ha afirmado el relator especial. “Los contaminantes aéreos están por todas partes, principalmente causados por la quema de combustibles fósiles para electricidad, transporte y calefacción, así como por actividades industriales, mala gestión de residuos y por prácticas agrícolas”, mencionó Boyd.

Para David Boyd, es evidente que las actuales políticas han fracasado. Según sus afirmaciones, la falta de garantías para brindar aire limpio a los seres humanos, es una violación del derecho fundamental de los ciudadanos a un entorno saludable, reconocido por 155 países pero que debería extenderse a todas las naciones. Como detalles adicionales, el relator especial de la ONU reiteró que es fundamental supervisar la calidad del aire, difundir información de salud pública sobre el tema y la necesidad de una nueva legislación que sirva de inicio de planes de acción locales, regionales y nacionales para disminuir la mortalidad asociada a la contaminación del aire.

X