Pediatras evalúan el manejo psicológico de los niños con condiciones gastrointestinales

Pediatras evalúan el manejo psicológico de los niños con condiciones gastrointestinales Dr. Leonardo Hormaza, gastroenterólogo pediátrico y presidente Asociación de Gastroenterología y Hepatología Pediátrica de Puerto Rico.
Angélica Claudio Merced
Agencia Latina de Noticias Medicina y Salud Pública

La Asociación de Gastroenterología y Hepatología Pediátrica de Puerto Rico realizó la novena edición de su Simposio anual en su continuo esfuerzo por educar a los pediatras y médicos generalistas del país sobre las condiciones digestivas y que afectan el hígado de la población infantil.

Según el doctor Leonardo Hormaza, presidente de la asociación, más allá de ofrecer conferencias sobre investigaciones y novedades en cuanto a tratamientos, este año también quisieron enfocarse en otros aspectos que afectan a los niños con condiciones gastrointestinales, entre estos el manejo psicológico de los niños.

“Este año decidimos no solamente incluir gastroenterólogos, sino otros tipos de conferenciantes como una cirugía colorrectal, un cirujano pediátrico  y una psiquiatra que habló de temas psicológicos en los niños con problemas gastrointestinales. (Con estos temas) se educa un poco más a los pediatras que están buscando ampliar su conocimiento y tener un mejor manejo médico de estos pacientes en Puerto Rico”

indicó el galeno quien es uno de los 17 gastroenterólogos pediátricos que hay en la Isla.

Otros temas que formaron parte del simposio fueron: las nuevas guías sobre el reflujo y sus tratamientos, qué deben hacer los pediatras o personal de sala de emergencia cuando llega un menor que se está ahogando o se queda sin respiración, así como el manejo adecuado de los medicamentos para la acidez y el uso correcto de las  fórmulas de leche.

“En Puerto Rico y en el mundo hay mucho sobreuso de medicamentos para la acidez o usados incorrectamente, así que estamos orientando a los pediatras sobre qué medicamentos usar y cuándo hay que hacer ciertos procedimientos como las endoscopias. Yo por ejemplo, hablé de nutrición y de las fórmulas disponibles en niños. Muchas veces, las fórmulas se usan incorrectamente y aunque quizás no causan daño lo que estamos es instruyendo a los pediatras a saber cuándo pueden utilizar ese tipo de fórmulas”

dijo el también subespecialista en trasplante de hígado pediátrico.

El gastroenterólogo pediátrico es el médico que se especializa en atender las condiciones del sistema digestivo de niños de 0 a 21 años, que incluye la boca, el estómago, los intestinos o el colon. También pueden atender enfermedades que se relacionen con el hígado y al páncreas como la pancreatitis.

“Siempre en pediatría hablamos de prevención y tratamos cosas comunes como estreñimiento, hasta cosas más raras como las enfermedades inflamatorias del intestino, la enfermedad de Crohn o la enfermedad celíaca. También la mala absorción de grasa o mala absorción de carbohidratos. Es una rama bastante grande porque incluye muchos órganos, pero lo más que uno ve en el paciente está relacionado con la nutrición y el crecimiento y cómo el intestino absorbe los nutrientes”

explicó el doctor Hormaza.

De otra parte, el médico exhortó a los padres a vigilar las dolencias abdominales de sus hijos  y que si son recurrentes o el niño se comporta de manera inusual visite a un especialista en gastroenterología.

“En general cuando hablamos de gastroenterología los síntomas son diversos, tenemos desde dolor de barriga, estreñimiento, diarreas, vómitos. Las más comunes son las de infección que son cosas que un gastroenterólogo no tiene que evaluar. Nosotros tratamos (al menor) cuando ya se vuelve crónico, si  hay algo que ocurre más de lo normal o recurrente. La mayoría de los dolores abdominales no son emergencias. La emergencia es por apendicitis o pancreatitis, dolores severos que no mejoran con nada y el paciente tiene que ir a sala de emergencia directamente porque es algo que sí requiere cirugía. Otra emergencia pediátrica en infantes es la intususcepción que es una condición donde el intestino se mete uno dentro del otro. Ocurre en bebés de antes de un año y es cuando  de repente dejan de comer y están más dormidos de lo normal y no están respondiendo a nada”

especificó el especialista.

Comentarios

X