Neurología científica por los pacientes de Esclerosis Múltiple

La Esclerosis Múltiple (EM) es una de las enfermedades neurodegenerativas que aún constituye un desafío científico y clínico al ser la más común entre pacientes entre los 20 y 40 años de edad y por presentar una alta incidencia en países hispanos por causas que aún la ciencia desconoce.

En Puerto Rico la enfermedad carecía de registro epidemiológico, los pacientes estaban siendo diagnosticados en etapas tardías y pocos han sido los estudios científicos que han ayudado a descifrar el gran componente genético y epigenético que contribuyen al desarrollo de la enfermedad.

Fue entonces que hace décadas el Dr. Ángel Chinea, director del San Juan Multiple Sclerosis (SMS) decidió sacar la cara por esta población de pacientes en Puerto Rico.

El neurólogo enfiló su carrera médica desde que comenzó a ejercer su práctica en el 1987 hacia su misión de ayudar a mejorar el diagnóstico de la EM en Puerto Rico y que esta población no careciera de los servicios médicos necesarios.

Chinea, quien fue director del Servicio de Neurología del Hospital Pavía, comenzó su lucha hace más de una década ante el gobierno de Puerto Rico para que se creara un registro oficial de la epidemiología del trastorno en Puerto Rico, de la mano con una Fundación de Esclerosis Múltiple de Puerto Rico (FEMPR), que nació en el año 2000 para ayudar a los pacientes con la ayuda de compra de equipos especiales y el costo de sus medicamentos.

Más allá, creó el Centro Multidisciplinario de Esclerosis Múltiple de Puerto Rico donde también da apertura a futuros neurólogos y estudiantes de medicina que tengan especial interés en las enfermedades del cerebro.

Después de años de estudio, ha sido el único especialista en demostrar empíricamente los datos de la EM en la isla, que señala que 70 de cada 100 mil habitantes están diagnosticados con el trastorno, y eso representa entre dos a tres casos diagnosticados semanalmente.

El profesor también en las escuelas de medicina San Juan Bautista de Caguas y la Universidad Central del Caribe (UCC) ha logrado que Puerto Rico haya formado parte del estudio de nuevas terapias en la enfermedad, dirigidas a la regeneración del tejido afectado en el sistema nervioso central y activar la neuroprotección contra la EM aumentando los agentes antioxidantes, el estrés oxidativo y provocando apoptosis celular, explicó el especialista.

A partir del 2010 los pacientes con EM en la isla experimentaron la era de los medicamentos orales que de paso, han logrado aumentar la adherencia a los tratamientos en esta población.

Entre las primeras drogas de la enfermedad se encontró el interferón, que solo arrojaba hasta un 30% de efectividad en los pacientes y para el 2005 surgieron los anticuerpos monoclonales a través de infusiones.

El Dr. Chinea también fue fundador de la Asociación Latinoamericana de Cefalea (ALADEC) y ha sido también un investigador clínico del dolor de cabeza y migraña.

Comentarios

X