La razón detrás del corto periodo de inmunidad de la vacuna contra la influenza

Influenza La influenza es un patógeno que cambia y muta constantemente, es por eso que la vacuna no es totalmente efectiva.

Eduardo Najar
Agencia Latina de Noticias Medicina y Salud Púbica

La vacunación contra esta afección viral es necesaria ya que previene muchas enfermedades y complicaciones médicas

La administración de la vacuna contra la influenza es muy importante ya que esta crea una barrera contra el contagio del virus y, a su vez, previene las comorbilidades que puede presentar un paciente, por esta razón los gobiernos y empresarios respaldan su uso. Un nuevo estudio publicado en la revista Science, explica las deficiencias de la vacuna, la clave de la breve inmunogenicidad en el cuerpo es una célula escondida en la médula ósea que rápidamente entra en actividad después de la vacunación se desvanece en unos pocos meses. Esta nueva información proporciona un avance para una investigación enfocada en una mejor efectividad de la vacuna.

Existen otros tipos de vacunas que causan protección de por vida, pero la diferencia con la de la influenza es que este virus tiende a mutar constantemente, es por eso que la efectividad del fármaco disminuye, obligando a que haya nuevos avances en su desarrollo, la protección se reduce drásticamente y la función podría no durar más de cuatro meses.

Deficiencia de la vacuna contra la influenza

Según un estudio de Rafi Ahmed , inmunólogo de la facultad de medicina de la Universidad de Emory, existen células B que crean anticuerpos y se adhieren a un patógeno atacándolo, el investigador pudo darse cuenta que existen células plasmáticas de la médula ósea (BMPC), que están produciendo constantemente defensas cuando el cuerpo es vacunado o infectado, mientras que las células B no lo hacen, es por eso que es necesario que el cuerpo vuelva a ser atacado por algún virus ya previsto con el fin de que funcionen como corresponde , esta es la desventaja de la influenza ya que siempre está en constante cambio.

Algunas células BMPC tienden a durar mucho tiempo lo que ayuda al organismo a combatir varios tipos de enfermedades y prevenir que se recaiga en un mismo padecimiento, pero no se tenía claro si las vacunas contra la influenza podrían estimular estas células para lograr este fin. Para poder asegurarse de este objetivo el cuerpo investigativo tomó a varios voluntarios y sacaron muestras de sus médulas óseas y de sangre para comprobar la estimulación con esta célula.

“El estudio no fue divertido para los participantes: extraer líquido del interior de un hueso es un procedimiento difícil y doloroso que implica perforar el hueso pélvico con una aguja especial. La logística fue muy difícil y creo que nadie volverá a intentar hacer lo mismo”, dijo Rafi Ahmed.

Primeras vacunas

Las primeras vacunas para el virus de la influenza tenían como base adyuvantes, asimismo contenían virus en degradación junto con una mezcla de agua y aceite denominada “Freund incompleto”, pero se dejaron de aplicar con esta combinación pues tenía efectos contraproducentes en los pacientes creando úlceras, además se dejó de administrar el virus y fue reemplazado por partículas de proteínas de la afección viral.

Las vacunas que se usan actualmente tienen menos efectos secundarios que las primeras, pero poseen un precio elevado, por lo general estas tienen adyuvantes mejorados que se han utilizado desde hace varios años, 23 exactamente, pero ninguna de estas garantiza que se puedan activar las células BMPC, para que su funcionamiento sea prolongado.

Es importante que los estudios sigan avanzando con el fin de que se pueda lograr una mejoría en la vacuna de la influenza, lo que ayudaría a la población mundial a prevenir padecimientos a largo plazo cuyo origen sea el patógeno.

Fuente:

Science. Por qué las vacunas contra la influenza no protegen a las personas por mucho tiempo. Disponible en: https://www.sciencemag.org/news/2020/08/why-flu-vaccines-don-t-protect-people-long

Comentarios

X