La enfermedad coronaria: primera causa de muerte en el mundo

Jean Mitchelle Vélez
Agencia Latina de Noticias de Medicina y Salud Pública

Puerto Rico sigue encabezando la lista de alta incidencia de diabetes, tabaquismo y sobrepeso, factores que propagan el desarrollo de alta presión y colesterol. Como consecuencia de las anteriores condiciones y sus consecuencias, se producen los bloqueos de la arteria coronaria; fenómeno que provoca la enfermedad coronaria. El especialista en circulación Eric Carro, afirma al respecto lo siguiente:

La enfermedad coronaria es la enfermedad en la cual se tapan las arterias del cuerpo por el proceso de la aterosclerosis, una enfermedad sistémica que puede dar en las arterias del corazón. Esta patología es la causa número uno en el mundo por los infartos en el corazón, ya que no solo ocurre en las arterias del corazón sino que también puede ocurrir en las arterias del cerebro y en las arterias de las piernas. Es decir, en distintas áreas del cuerpo;

Cuando se manifiesta en el corazón aumenta el riesgo del infarto. De no corregirse de inmediato eso podría llevar a muerte súbita. Sin embargo, hay que tener en cuenta que no todos los tipos de infarto son relacionados a arterias obstruidas.

Le puede interesar:   El nuevo virus que obliga a repensar la atención en medicina

En varios casos, el fenómeno es indicio de que algo dañino está ocurriendo. por ejemplo, dolores fuertes en el pecho que llevan al afectado a la sala de emergencias. La mayoría de estos casos se conoce como síndrome coronario agudo, una anomalía producida por una obstrucción total de la arteria. Esta anomalía puede complicarse y considerarse una emergencia si además está acompañado de un infarto en el segmento STEMI.

También se manifiestan infartos sin elevación del segmento STEMI. La definición del infarto se realiza a través de exámenes clínicos que evidencian daños musculares, sin que las arterias afectadas estén obstruidas en su totalidad. El tratamiento inicial es farmacológico y se complementa con un cateterismo cardíaco para ver si hay alguna obstrucción y destaparla de inmediato”,

complementó el Dr. Carro.

La manera correcta de destapar la arteria, de acuerdo con los procedimiento más actualizados, es a través de una cirugía cardiovascular (bypass).

Le puede interesar:   Programa de medicamentos en República Dominicana busca abastecer a hospitales y farmacias

Otra de las opciones más recurrentes es la implementación de un stent (mallas metálicas), cuya función es expandir las arterias taponadas y evitar nuevas obstrucciones. En cuanto a los fármacos recetados para esta condición, los especialistas utilizan derivados de la aspirina y medicamentos antiplaquetarios, que ayudan a la prevención de un infarto o su reaparición.

Carro recomendó que mantener una dieta saludable, tener actividad física, buen peso, evitar el uso del cigarrillo y drogas ilícitas son factores vitales para evitar esta patología y otras enfermedades cardiovasculares.

Comentarios

X