Hallan por primera vez estructura embrionaria en paciente puertorriqueña

Agencia Latina de Noticias de Medicina y Salud Pública

La vena sciatica es una estructura embrionaria que figura como el drenaje venoso principal de la extremidad inferior durante el desarrollo fetal. Al cabo de las 10 a 12 semanas, esta vena suele desaparecer. Sin embargo, en una paciente puertorriqueña de 61 años así no ocurrió.

Asimismo, el ínfimo número de pacientes en los que se ha presentado la existencia de la estructura venosa se asocia a la presencia de dos síndromes congénitos raros, lo que la hace en estos casos una vena sciatica persistente. Sin embargo, la paciente puertorriqueña tampoco los desarrolló.

Este es parte del raro cuadro clínico que se registró en una mujer que acudió a la sala de emergencias del Hospital San Lucas de Ponce donde los médicos descubrieron que lo que venía afectando la vida de esta paciente durante años 20 años se debía a una vena sciatica persistente, que suponía desapareciera durante su desarrollo embriológico y que muchos médicos durante la vida de la mujer pasaron por alto.

Entre los autores del caso figuraron los doctores Jorge Martínez Trabal, director del Programa de Cirugía del Hospital San Lucas de Ponce y cirujano vascular, en conjunto con los doctores Omar José Rovira.

Cuando dicha estructura no desaparece en los pacientes, en la mayoría de los casos se asocia dos síndromes, como el Klipplel-Trénaunay (KTS, por sus siglas en inglés), afección que afecta el desarrollo de los vasos sanguíneos, los tejidos blandos, entre otros sistemas, y el síndrome Parkes Weber (SPW, por sus siglas en inglés), enfermedad congénita rara donde los pacientes tienen un gran número de vasos sanguíneos anormales.

“En la literatura solo se han descrito algunos siete casos de este tipo y la mayoría se han reportado en cadáveres y en Puerto Rico ninguno. Existen tres tipos de vena ciática persistente y la de nosotros en el caso descrito fue aquella que va desde la fosa poplitea (zona o hueco localizado detrás de la rodilla) hasta la vena iliaca (venas que drenan a la vena cava inferior), la menos común de todas”, reveló el doctor Rovira.

Comentarios

X