Expertos argentinos educan sobre la medicina trans a médicos puertorriqueños

Dr. Alberto Nagelberg, quien visitó la isla durante la segunda convención de medicina trans en Puerto Rico.

Jean Mitchelle Vélez
Agencia Latina de Noticias Medicina y Salud Pública

«Una persona transgénero es una persona cuya vida ocurre un conflicto entre el sexo -como nacen- y su género -como se sienten-«, explicó el endocrinólogo argentino, Dr. Alberto Nagelberg, quien visitó la isla durante la segunda convención de medicina trans en Puerto Rico.

El tema que expuso el médico en esta ocasión fue el tratamiento hormonal cruzado. Si una persona que nació siendo mujer quiere cambiarse de sexo, se le deben reducir las hormonas y el estrógeno, logrando como resultado, convertirse en hombre. Este mismo procedimiento se realiza en ambos sexos.

«Esto tiene que llevarse de un equipo especializado y adiestrado. En Argentina hay una ley de identidad de género que se firmó en el 2012. En esas épocas pasadas, los pacientes recurrían a tratamientos autoadministrados, lo que que conlleva a medicamentos no necesarios o contraindicados, quizás de dosis exageradas, que lo lleva a lo contrario a lo que busca el paciente, es más bien riesgos de complicaciones y tratamientos. Por eso los especialistas tienen que trabajar multidisciplinariamente para reducir los riegos. Al menos en Argentina no todas las personas desean tratamiento hormonal o quirúrgico, la alternativa la busca el paciente y el médico lo que hace es ayudarlo a su transición»,

resaltó el doctor Nagelberg, quien cuenta con 15 años de experiencia en medicina trans.

Además, explicó que en Suramérica no prefieren las cirugías y que los tratamientos van acorde a los objetivos del paciente.

«Una vez -los pacientes- comienzan con este tipo de tratamientos hormonales, comienzan a sentirse más confortables consigo mismos y comienzan a pensar en tratamientos o intervenciones quirúrgicas, pero es a su propio tiempo»,

aseguró.

Avance en el tópico

En una de las preguntas que se le realizó, el salubrista indicó que «el avance -en la medicina trans- es que estemos hablando de esto. Yo terminé mi carrera en 1983 y en el 2005 cuando comencé a trabajar por requerimiento del paciente, recién ahí comencé a interesarme porque era un área totalmente desconocida. La temática en cualquier convención no existía y ahora el avance es que tú vas a cualquier congreso y se toca el tema. Ellos -los pacientes transgénero- siempre estuvieron ahí, nosotros no estábamos adiestrados, y no es que ahora hay más pacientes, es que hay más alternativas de consulta apropiada», precisó.

Mismo trato

Un paciente que decida cambiar su género por el de su preferencia y que a su vez tenga diabetes, no se le complica el uso de tratamientos. A ellos, hay que tomarlos en consideración y ordenarlos por orden de urgencia para poder brindarles la mejor atención.

«Lo que quiero que quede claro es que una persona trans puede tener los mismos problemas que uno no trans y que cualquier médico debe entender y tratar a estos pacientes transgénero, entendiendo los significados y todo lo que conlleva»,

concluyó el Dr. Nagelberg.

Comentarios

X