Exhortan el desarrollo de políticas salubristas en beneficio y protección de los profesionales de la salud

Salud pública en Puerto Rico Doctor Héctor Meléndez quien es infectólogo del Hospital Oncológico Isaac González

Katherine Trujillo Useche 

Agencia Latina de Noticias de Medicina y Salud Pública

Las enfermedades infecciosas son causadas por microorganismos patógenos como las  bacterias, los virus, los parásitos o los hongos. Estas enfermedades pueden transmitirse, directa o indirectamente, de una persona a otra.

En exclusiva para la revista Medicina y Salud Pública (MSP) el doctor Héctor Meléndez quien es infectólogo del Hospital Oncológico  Isaac González quien nos habla sobre las condiciones de trabajo de los profesionales de la salud debido a la pandemia del COVID-19 en Puerto Rico.

Una de las primeras inquietudes que se le plantean al doctor Meléndez es la rápida evolución de conceptos, noticias a raíz de la evolución de COVID-19 al lo cual responde que los infectólogos dependen de la salud pública, de los epidemiólogos, de la salud ambiental, de la infectología donde están permanentemente entrelazados y que uno de los retos es reforzar en la comunidad la información sobre cambios y cómo se lleva la información a la población. Otro aspecto es el manejo de las condiciones crónicas en especial el acceso a especialistas; los pacientes de diabetes no tienen acceso a endocrinólogos y en este cosa los pacientes son los de mayores complicaciones.

Sorprende al doctor Héctor que no se haya tenido por parte de los candidatos el tema de la salud o de la alimentación adecuada y espera que en los siguientes debates sea la salud uno de los temas de discusión.

La recomendación especial de los momentos que estamos viviendo es que se necesita hacer distanciamientos, usar mascarilla y evitar espacios cerrados; no es posible que se sigan realizando fiestas de tantas personas que en estos momentos son innecesarias

“Lo que hagamos ahora en estos meses y próximas semanas, va a ser no solamente determinante para lo que resta del año sino también el próximo año. Todo lo que uno hace ahora lo determina en el futuro” concluye el doctor.

Algo bueno que está ocurriendo, según él, es que profesionales de otras disciplinas aportan ideas en los diferentes campos, para el manejo del virus. Es muy importante incluir en los temas de salud a otros profesionales para que ayuden pues es posible que la pandemia sea de más de un año o año y medio.

Ante la inquietud de las necesidades de replantear en la política pública todo el tema de tarifas y protección de los profesionales de la salud y demás, el doctor Meléndez manifiesta que los médicos trabajan en dos aspectos que son el hospitalario y el de la comunidad. La carga de atender un paciente con COVID-19 es tres veces mayor a la de otra afección. Si el paciente tiende a complicarse aumentan estas cargas, lo que se debe elogiar es por el personal que apoya como los terapistas físicos, respiratorios, enfermeros y demás, que están todo el tiempo con el paciente. Ellos necesariamente requieren de incentivos; esto es un trabajo en equipo

“A medida que nuestros colegas los enfermeros, terapistas, tengan una salud física y emocional que está muy ligada a la recompensa que tiene su trabajo, que va a determinar cómo nosotros también podemos manejar al paciente, va a redundar a la calidad del servicios que se le da a los pacientes” finaliza el experto.

Habla de muchos profesionales que han migrado, pero que también hay que reconocer una mejora en la paga y se debe contemplar a los dentistas, psicólogos y psiquiatras que merecen unas tarifas justas.

Otro aspecto que hay que poner en práctica  es que los médicos jóvenes tengan la oportunidad de trabajar de manera inmediata y no como ha ocurrido, donde tiene la opción de hacerlo después de un año; en Estados Unidos es casi de inmediato a su egreso que inician sus prácticas de trabajo.

Cuestionado sí, desde la política pública, ha legislado sobre el manejo de mascarillas, afirma que la Asociación de Enfermedades Infecciosas de Puerto Rico ha tenido un rol importante  de manera interna y externa con un gran esfuerzo en la propuesta de leyes.

“En la parte que estamos cojos es en la implementación de leyes, pero si no tenemos un gobierno comprometido en hacer que esas leyes se cumplan pues será una ley muerta” explica.

El especialista habla que la educación es un factor muy importante de la salud, es fundamental para el acompañamiento de otras estrategias de implementación, pues no todo el mundo percibe el mismo peligro o no lo entienden, o si lo entienden no lo ven necesario. Concluye que es muy importante la legislación pero fundamental su implementación.

El doctor Héctor sobre las prioridades del nuevo gobierno en los temas de infraestructura y salud pública, hace caer en cuenta que todos los pacientes con condiciones crónicas o de morbilidades como diabetes se requiere a servicios preventivos muy importante, acceso a especialistas y subespecialistas en el tiempo adecuado. Observa que todavía en tiempo de pandemia, aunque se ha flexibilizado un poco, los pacientes deben ir al médico primario para luego seguir a otra instancia, con el infectólogo, endocrinólogo u otras etapas, lo que hace necesario acelerar el proceso pues entre más tiempo se requiere más recursos concluye el especialista.

Comentarios

X