Evoluciona el campo de la cirugía ortopédica en Puerto Rico

Evoluciona el campo de la cirugía ortopédica en Puerto Rico Dr. Ariel Dávila, cirujano ortopeda subespecializado en preservación de cadera

Agencia Latina de Medicina y Salud Pública

El campo de la cirugía ortopédica en Puerto Rico continúa solidificando sus cimientos, no solo clínicos y científicos, sino que el escenario quirúrgico debuta con nuevas modalidades que buscarán el que los pacientes atraviesen por intervenciones de mayor rigurosidad.

Precisamente, esa ha sido la labor del doctor Ariel Dávila, quien este año llegó a Puerto Rico como el único cirujano ortopeda subespecializado en preservación de caderas.

Precisamente una de las metas de esta subespecialización, lograda desde el Boston Children’s Hospital de la Universidad de Harvard, es poder atender a la población de pacientes pediátricos y adultos con condiciones que causan dolor en la cadera. Entre los diagnósticos que atiende están la displasia de cadera, necrosis avascular, deformidades congénitas y residuales en la pelvis, traumas y lesiones atléticas en cadera, entre otras.

Formado en las aulas del Recinto de Ciencias Médicas (RCM), el doctor Dávila posee licencia para ejercer práctica en Puerto Rico y Massachusetts y es miembro de la Academia Americana de Cirujanos Ortopedas (AAOS, por sus siglas en inglés).

Cuando los pacientes cumplen entre 15 a 35 años hay un periodo en que los pacientes con dolor de cadera de ir al ortopedista y luego llegan directamente a visitar al reemplazista. Esta rama me permite hacer ese enlace entre el paciente pediátrico que nunca se atendió, el paciente que tiene una enfermedad residual y el joven que le están comenzando los signos de artritis”, explicó en entrevista con este medio.

Dentro del campo científico, el especialista se ha destacado en estudios que han buscado evitar el reemplazo, manejo de dolor de rodillas mediante medicamentos intra-articulares, y estudios sobre medidas efectivas para diagnositcar temprano la displasia de cadera, entre otros.

Más allá, desde que arribó a Puerto Rico a finales del año 2017, ha logrado realizar por primera vez en la isla una dislocación de cadera con osteoplastía y reparación de “labrum” (anillo que conecta con borded e la cadera) en un varón de 15 años; osteotomía periacetabular (para corregir displasia de cadera) en una paciente de 25 años y una reconstrucción de glúteo medio con decompresión del nervio ciático y el piriformis en la pelvis.

Para saber la novedad de estas primeras intervenciones, vea más de nuestra entrevista en el siguiente video:

Comentarios

X