Elevando el diagnóstico de la patología de Seno en Puerto Rico

Dr. José De Jesús Meléndez, uno de tres patólogos de seno que quedan en la isla Dr. José De Jesús Meléndez

Jean Mitchelle Vélez
Agencia Latina de Noticias Medicina y Salud Pública

Uno de los tres patólogos de seno que quedan en Puerto Rico; lleva 10 años ejerciendo la ajetreada e importante labor que conlleva el diagnóstico de cáncer, una enfermedad que sigue siendo un misterio y ha cobrado millones de vidas.

Se trata del doctor José R. De Jesús Meléndez, quien estudió medicina en la Universidad Autónoma de Guadalajara en México y regresó a Puerto Rico para especializarse en patología en la Escuela de Medicina de la Universidad de Puerto Rico, Recinto de Ciencias Médicas. Luego se movió al estado de la Florida donde hizo su subespecialidad en patología de seno en el Moffitt Cancer Center & Research Institute, y actualmente es el director del Departamento de Patología de seno en Hato Rey Pathology Labs.

Tras diagnosticar muchos casos en Puerto Rico, el especialista contó a MSP que el trabajo es uno muy ocupado y de gran responsabilidad.

El patólogo de seno es quien diagnóstica enfermedades y tumores originados en dicho órgano. En casos positivos para cáncer, es el responsable de reportar y detallar las características de este con la finalidad de que el paciente pueda tener un tratamiento efectivo y dirigido en cada caso en particular.

Cuando se detecta alguna anormalidad en el seno del paciente, ya sea por auto examen o por mamografía, el curso normal en gran parte de los casos es realizar una biopsia. El tejido extraído de la biopsia llega a nuestro laboratorio para ser analizado por el patólogo. Este análisis consiste en una evaluación microscópica utilizando un microscopio, donde identificamos si ese tejido es uno normal o con enfermedad, incluyendo cáncer. Otros tipos de muestras recibidas son aquellas que se obtienen en los casos que ya se ha hecho el diagnóstico de malignidad y se le remueve el seno en su totalidad o parcial al paciente. Estas muestras son un poco más complejas ya que conlleva una evaluación minuciosa macroscópicamente donde se localiza el tumor, se describe, se mide y se muestrea para luego ser evaluado bajo el microscopio y llegar al diagnóstico final”, explicó el médico quien también laboró por cuatro años como tecnólogo médico.

De Jesús Meléndez, aclaró que tumor y cáncer no significan lo mismo, cosa que los mismos pacientes suelen confundir.

Tumor es simplemente un crecimiento anormal. Este puede ser de características benignas o malignas. Características que podemos identificar al ver el tejido bajo el microscopio. Solo cuando el tumor es maligno, es que se utiliza el termino de cáncer. Otra palabra que suele utilizarse para describir a un tumor es neoplasia, que significa crecimiento nuevo. Igual, hay neoplasias benignas y malignas y solo en este último escenario es que aplicamos el término cáncer. Muy importante destacar que en el seno existen decenas de tumores diferentes; malignos, benignos, con comportamientos, epidemiologías y genéticas diferentes. Cada cual con sus nombres y clasificaciones específicas. Es tarea nuestra clasificarlos y nombrarlos de una manera acertada ya que basándose en nuestro reporte es que se procederá a delinear el plan de tratamiento del paciente. La malignidad más común en mujeres adultas es el carcinoma invasivo ductal”, continuó.

Según estadísticas, el cáncer de seno ocurre en una de cada ocho mujeres, comúnmente en personas de 55 años o más.

Para conocer y observar las características de la malignidad en detalle, las muestras de tejido son procesadas y presentadas en unas laminillas. Estas últimas son colocadas y evaluadas a través del microscopio. MSP tuvo la oportunidad de observar varias neoplasias y sus características histológicas.

Aunque esta enfermedad ocurre mayormente en mujeres, el patólogo afirmó que en hombres también suele ocurrir, aunque se ve un caso de cada mil. De hecho, ha tenido la oportunidad de recibir este tipo de caso en su práctica.

Es importante que los hombres sepan que también les da y por tal razón, en caso de dudas se deben examinar”, aconsejó.

Respecto al cáncer de seno añadió “Esto es un problema alarmante en Puerto Rico y a nivel mundial. Es lamentable que aún seguimos viendo casos donde los pacientes nos llegan en etapas tan avanzadas que es poco lo que se puede hacer”, aseveró De Jesús, quien también funge como director del Departamento de Patología de seno en Hato Rey Pathology Labs.

Hay diferentes tratamientos, pero dependerá en gran medida del tipo de malignidad, estadío de la enfermedad, cirugía y estatus de los receptores tumorales entre otros factores, para delinear el camino a seguir. “Todos los tumores en seno se analizan para ver si expresan tres tipos de receptores en sus células: estrógeno (ER), progesterona (PR) y Her-2 neu. Si el tumor es positivo para estrógeno y progesterona, por ejemplo, el paciente va a beneficiarse del tratamiento hormonal. Son unos medicamentos que su función es bloquear estos receptores que se sabe estimulan al tumor, básicamente hablando. Igual con el receptor Her-2 neu, si está presente, el paciente será tratado con medicamentos dirigidos

”, ejemplificó el especialista puertorriqueño.

También existen pruebas moleculares que se les hacen a pacientes en estadíos tempranos en donde se evalúa la actividad de ciertos genes en el tumor. Genes que se conoce están asociados al comportamiento del tumor y nos ayuda a saber si el paciente está a riesgo de que le vuelva la enfermedad en el futuro. Basándonos en los resultados de esas pruebas categorizamos a los pacientes en alto o bajo riesgo (de recurrencia). Si el resultado viene como que es de alto riesgo significa que, según los genes evaluados, el tumor se comporta de manera agresiva y este paciente se beneficiará de ciertos tratamientos como, por ejemplo; quimioterapia”, profundizó.

Los patólogos deben entregar un reporte completo y detallado, que consiste en la ubicación del tumor, medida, tipo, grado histológico y estatus de los márgenes; entre otras cosas.

Nuestra labor de patólogo es llegar a un diagnóstico certero; si yo fallo, falla el tratamiento. A través de los entrenamientos y la experiencia, hacen que ese diagnóstico sea preciso. En casos de alta complejidad, utilizamos pruebas ancilares que nos ayudan en el diagnóstico, como son las pruebas de inmunohistoquímica.”, detalló.

Pese a que su labor es prioritaria para los pacientes de esta malignidad, los patólogos no suelen tratar a diario con los pacientes. Además, su labor debe ser inmediata. Una vez llegan las biopsias a su mesa, la mayoría de las veces, el especialista tendría listo al día siguiente los resultados del paciente. Es prioridad para ellos ya que el enfermo puede recibir tratamientos a tiempo.

No es cualquier patología

De Jesús quien lleva sobre 10 años en la práctica de seno expresó que “mucha gente cuando piensa en patología piensa en forense, que es otra rama de la patología. Esta (de seno) es la rama anatómica-quirúrgica. La labor de nosotros es sumamente importante porque somos los responsables de dar un diagnóstico certero y a tiempo, con el cual se va a planificar el tratamiento adecuado para el paciente. Es un trabajo multidisciplinario ya que hay muchas especialidades envueltas; radiólogos, patólogos, cirujanos y oncólogos. Por otro lado; nosotros no solo diagnosticamos cáncer, sino, cualquier enfermedad en seno. Hay muchas enfermedades benignas también, como mastitis, por ejemplo”. promovió.

Uno de los casos que no olvida el puertorriqueño, se trató de una joven de 19 años, que tras palparse el seno notó una masa en el área. Se trataba de un tumor maligno y no muy común a esa edad. Tras diagnosticarse correctamente y a tiempo, la paciente se sometió a cirugía y pudo vencer su enfermedad.

Apunta en los avances del por qué

La patología molecular ha tomado un giro bien importante en cuanto a conocer y estudiar la genética (DNA) de los tumores. Conociéndose los cambios a nivel genético que causan las malignidades, se pueden crear tratamientos dirigidos y específicos para combatirlos y evitarlos. Ya se ha comenzado un avance importante en dicha área, y el patólogo apuntó que estos avances son sumamente beneficios para la medicina del futuro.

Comentarios

X