Comienza debate sobre la despenalización de la droga en el País

El debate sobre la despenalización la droga en la Isla tomó fuerza esta semana luego de que el Secretario designado de Justicia y el nuevo Secretario de Salud Mental confirmaran por separado que el asunto podría ser estudiado este cuatrienio.

Luis Penchi
Agencia Latina de Noticias Medicina y Salud Pública 

El debate sobre la de despenalización la droga en la Isla tomó fuerza esta semana, luego de que el Secretario designado de Justicia y el nuevo Secretario de Salud Mental confirmaran por separado que el asunto podría ser estudiado este cuatrienio.


El tema sin embargo levanta dudas y cuestionamientos de salubristas que plantean que el problema no puede verse como un tema legal porque esto sería simplista.


Domingo Emanuelli dijo esta semana que favorece que una despenalización de las sustancias controladas comience a ser estudiado con seriedad. Emanuelli formuló el planteamiento en medio del impacto que tuvo en la Isla la muerte violenta de tres policías que fueron asesinados durante una persecución por la Avenida Baldorioty de Castro en San Juan.


Por su parte el Dr.Carlos Rodríguez Mateo, designado ejecutivo de la Administración de Servicios de Salud Mental y contra la Adicción (AMSCCA) dijo a la Revista de Medicina y Salud Pública que esta iniciativa podría ser la solución al problema de la masiva adicción a drogas y su repercusión social en la criminalidad.


“Esto se ha hablado mucho y podría ser la solución a los problemas que enfrentamos, así que si abogo porque se considere”, dijo Rodríguez Mateo.


Rodríguez Mateo dijo que la Isla tiene un serio problema de adicción a drogas que está vinculado al problema severo de salud mental en la Isla. “Creo que tenemos la mitad de la población con algún tipo de problema de salud mental o vínculos con alguien que está afectado por condiciones emocionales y sicológicas”, dijo Rodríguez.

 Agregó que el País también enfrenta una epidemia de personas deambulantes sobre todo en las ciudades de Ponce y Bayamón. “En estas dos ciudades el problema es grave porque los confinados salen de cumplir sus condenas, son llevados a las plazas públicas de ambos pueblos y se les deja allí sin techo y sin trabajo y empiezan a deambular”, concluyó.

 

Comentarios

X