Científicos chinos descubren COVID-19 en materia fecal de infectados

Científicos chinos descubren COVID-19 en materia fecal de infectados Científicos de la Universidad Médica de Guangzhou detectaron el nuevo coronavirus en la excreta de pacientes que habían fallecido a causa del COVID-19.

Agencia Latina de Noticias de Medicina y Salud Pública

Científicos de la Universidad Médica de Guangzhou detectaron el nuevo coronavirus en la excreta de pacientes que habían fallecido a causa del COVID-19. Este hallazgo plantea que el Sars-CoV-2 podría ingresar al tracto respiratorio del ser humano cuando se inhalan partículas que quedan en el ambiente de las heces infectadas.

Según los investigadores, el aislamiento del SARS-CoV-2 infeccioso en las heces indica la posibilidad de transmisión fecal-oral o transmisión fecal-respiratoria a través de heces en aerosol. Dicha premisa, la realizaron en el estudio, el cual fue publicado en Emerging Infectious Diseases.

Nuevo método de contagio

Por lo general, el virus del COVID-19 ingresa al organismo del ser humano por alguna de las mucosas: ojos, boca y nariz. Además, si algún infectado tose o estornuda, las gotículas respiratorias que emiten son el principal foco de contagio. Sin embargo, este estudio chino evidencia que encontraron fragmentos del material genético del virus en muestras fecales de aproximadamente una decena de pacientes.

Le puede interesar:   COVID-19: República Dominicana registra 1125 casos nuevos, 20,830 recuperados y 140,348 descartados

Metodología de la investigación

Para conocer los resultados antes mencionada, los investigadores analizaron, en primera instancia, a un hombre de 78 años infectado con el nuevo coronavirus en enero. Un mes después el hombre falleció y las tomografías computarizadas de tórax arrojaron resultados anormales.

Antes de morir, el paciente debió ser conectado a un respirador artificial debido a que su estado empeoró. Las pruebas detectaron el ARN del virus en cuatro muestras fecales del paciente fallecido, las cuales se recolectaron entre el 27 de enero y el 7 de febrero. El hombre falleció el 20 de febrero.

Después de encontrar el virus en las heces, los científicos recolectaron muestras fecales de 27 pacientes más, 11 de las cuales contenían ARN viral. Simultaneamente, el equipo investigador aisló el SARS-CoV-2 vivo en las muestras de dos pacientes y según uno de los autores:

“Lo que indica que el virus infeccioso en las heces es una manifestación común de COVID-19”, determinó.

Resultados

Algo verdaderamente alarmante, es que las muestras de heces recolectadas entre 17 y 28 días después de que se presentó la sintomatología, existían más cargas de ADN del virus que las muestras respiratorias.

Le puede interesar:   COVID-19: República Dominicana registra 1125 casos nuevos, 20,830 recuperados y 140,348 descartados

Los científicos explicaron que el virus vivo no pudo aislarse de las muestras fecales recolectadas después de 28 días, pero se encontró ARN viral, es decir solo fragmentos de ARN, no virus infecciosos.

Información obtenida de RT en español y Emerging Infectious Diseases.

Comentarios

X