Centro médico puertorriqueño seleccionado para procedimiento que evitaría amputaciones por daño arterial

Dr. Jorge Martínez Trabal, cirujano vascular Dr. Jorge Martínez Trabal, cirujano vascular

Agencia Latina de Noticias de Medicina y Salud Pública

Diana Castañeda

El Centro Médico Episcopal San Lucas, en alianza con la Ponce Health Sciences University llevó a cabo un innovador procedimiento vascular para tratar el síndrome de isquemia aguda en las extremidades.

El Dr. Jorge Martínez Trabal, cirujano vascular realizó la intervención que forma parte del proyecto de pruebas clínicas e investigación, PROMISE II, a beneficio de pacientes que han agotado todas sus opciones para restablecer el flujo sanguíneo en sus piernas y evitar la amputación.

“Nos sentimos muy orgullosos de ser parte de esta importante investigación clínica para el bienestar de pacientes con enfermedades vasculares. La compañía seleccionó nuestro hospital terciario académico, y a uno de nuestros facultativos como investigador, ya que proveemos las facilidades y el equipo necesario para realizar la intervención”, expresó el Lcdo. Elyonel Pontón Cruz, Director Ejecutivo Operacional del Centro Médico Episcopal San Lucas en Ponce.

La enfermedad arterial obstructiva severa provoca la interrupción del flujo arterial debido a la obstrucción de una o más arterias. Esta condición usualmente afecta la calidad de vida de los pacientes causando dolor severo, e incluso gangrena o amputación, de no ser atendido.

El procedimiento Limflow consiste en enlazar una vena tibial con una arteria tibial para que el flujo de la sangre pueda sobrepasar la oclusión y llegar al pie, logrando así arterializar la vena del pie en estos casos donde no existe una vena viable que lleve flujo sanguíneo. Esta tecnología avanzada utiliza dos catéteres con ultrasonido que se alinean para penetrar la vena y colocar un stent especializado. Una vez colocado, el stent funciona como un puente entre los vasos sanguíneos para lograr que el nuevo flujo arterial y venoso corra en reversa.

“Continuamos brindando servicios de tratamiento vascular con la tecnología más avanzada disponible. El tratamiento le ofrece una alternativa viable a los pacientes que estén en riesgo de perder parte de una extremidad debido a falta de circulación sanguínea. La intervención les provee la oportunidad de mantener una vida activa y saludable”, mencionó Dr. Jorge Martínez Trabal, cirujano vascular y director del Centro Agudo de Cirugía Vascular San Lucas.

Un estudio clínico realizado a los primeros 32 pacientes en los Estados Unidos encontró que se restauró el flujo sanguíneo en 97% de los pacientes, el 74% estuvo libre de amputación a los seis meses y el 100% de los pacientes se recuperó de sus heridas a los nueve meses. Los síntomas de dolor severo y heridas que no cicatrizan son causados por una condición llamada Isquemia Crónica de Extremidades Inferiores –o Chronic Limb Threatening Ischemia-. Esta condición puede ocurrir con frecuencia a pacientes que padecen arteriopatía coronaria, diabetes, enfermedad renal crónica, obesidad, colesterol alto o alta presión sanguínea.

El Centro de Cirugía Vascular Agudo ofrece servicios para tratar el síndrome aórtico agudo y el síndrome de isquemia aguda. También tratan condiciones vasculares como gangrena húmeda, infección del conducto arterial, complicaciones en la ingle y la infección de acceso a diálisis. Los servicios de cirujanos y especialistas vasculares están disponibles las 24 horas del día, los 365 días del año en el Centro Médico Episcopal San Lucas de Ponce.

Comentarios

X