Aumentan los casos de hipertensión por estilo de vida de los puertorriqueños

Giovanny Vega
Agencia Latina de Noticias de Medicina y Salud Pública

La incidencia de hipertensión, conocida popularmente como presión arterial alta, en Puerto Rico está directamente atada con la gastronomía, el estilo de vida y la cultura de los puertorriqueños.

Por suerte, estos factores pueden quedar en el pasado con un poco voluntad en los pacientes con la condición y la población en general.

De acuerdo con el doctor José Cangiano, especialista en nefrología, datos estiman que cerca de 70 millones de personas tienen presión arterial alta en los Estados Unidos, mientras que en Puerto Rico la cifra se encuentra cerca del millón de pacientes.

El diagnóstico de presión alta se efectúa a base de una medición a la fuerza ejercida de la presión arterial contra las paredes de las arteras mientras el corazón bombea sangre al resto del cuerpo. Hipertensión es el término que se utiliza para describir la presión arterial alta.

Hay una condición de presión alta que en la oficina del médico está normal, pero cuando uno va al trabajo y a la casa, la presión está aumentada. Entonces, no lo sabemos los médicos”, expresó Cangiano, al recomendar que cualquier paciente se tome la presión en su hogar constantemente.

Actualmente, el médico estima que apenas un 47 por ciento de los pacientes hipertensos tienen su condición controlada, un dato alarmante por las complicaciones que pudiese presentar la condición, entre los que se incluyen los ataques cardiacos.

Las claves para combatir la presión arterial alta, sin embargo, no son un secreto. Los pacientes deben transformar sus estilos de vida, con el fin de bajar de peso, no tomar alcohol en exceso, dejar de fumar, disminuir la ingesta de sal y hacer ejercicios.

(En la conferencia) hablé de la hipertensión, de los problemas que hay en las guías, a cuánto los profesionales de la salud van a disminuir la presión arterial para poder evitar el deterioro del riñón y del corazón también”, expresóCangiano.

La presión arterial alta se puede identificar casualmente o a raíz de dolores de cabeza, náuseas, somnolencia, visión doble, sensación de inquietud, zumbido en los oídos, dificultad al respirar, entre otros.

Comentarios

X