Apuestan a la cirugía bariátrica como alternativa curativa contra la obesidad mórbida

Agencia Latina de Noticias de Medicina y Salud Pública

La cirugía bariátrica continúa figurando en la isla como una opción terapéutica contra la obesidad mórbida, en pacientes con un Índice de Masa Corporal de más de 40 por ciento. Científicamente se ha probado como una cirugía curativa, pues en la población de pacientes estudiadas se ha visto que una vez realizada, han desaparecidos condiciones metabólicas y crónicas como la diabetes, osteoartritis, y hasta en el caso de las féminas, han podido concebir.

Así lo aseguró a este medio el doctor Albert Suárez Domínguez, director del Programa de Cirugía del Hospital Federico Trilla de la Universidad de Puerto Rico (UPR) en Carolina, quien aseguró que el procedimiento, en medio de los avances en técnicas pocas invasivas en pacientes obesos, continúa siendo un procedimiento beneficioso para pacientes mórbidos.

“La cirugía bariátrica debe ser parte del tratamiento para el paciente obeso. Esto está estipulado. No solo ayuda con el peso sino con la parte metabólica, sino que condiciones asociadas a la obesidad como la osteoartritis, la diabetes, hígado graso y otros desórdenes metabólicos se han curado. Hasta las féminas que no habían podido concebir lo han logrado. Estos beneficios los hemos probado en estudios científicos”, aseguró.

“ Antes se le realizaba el famoso “bypass” gástrico al paciente (donde se reduce el tamaño del estómago dejando sólo una pequeña porción en uso, y la parte inicial del intestino delgado o duodeno) de forma abierta. Luego comenzamos a hacer este procedimiento por laparoscopía, como en el 2006 al 2007. En el resto del mundo incluyendo Estados Unidos y Suramérica se comenzó a realizar la gastropatía vertical con banda (donde la porción superior del estómago cerca al esófago se cierra con grapas en forma vertical y se restringe la salida de la bolsa al resto del estómago con una banda con un material especial”, narró.

Entre otros criterios de inclusión para el procedimiento se encuentran un Índice de Masa Corporal de 35% con enfermedades asociadas a la obesidad como diabetes, hipertensión, colesterol alto, apnea del sueño, entre otras.

“La mortalidad asociada al procedimiento es de 0.5 por ciento, relativamente baja. El procedimiento ayuda a los pacientes inmensamente. Existe como quiera una diferencia en el manejo clínico del paciente porque en Puerto Rico se operan más hombres que en los Estados Unidos”, apuntó.

“La obesidad está rampante en Puerto Rico. De un 20 a 25% de estos pacientes tienen obesidad mórbida. La obesidad mórbida mata”,

Aseguró de paso que la recuperación de libras después de la cirugía es una responsabilidad no de la cirugía, si no del paciente, pues el procedimiento debe cumplir con una serie de indicaciones a nivel nutricional que conllevan una rígida disciplina del paciente.

“Yo le digo al paciente que le hago la cirugía, pero los resultados dependen de él”, formuló.

Más de esta historia en el siguiente video:

 

Comentarios

X