Ancestría puertorriqueña promueve mayor disposición al cáncer de colon, según estudio

Dra. Julyann Pérez Mayoral, del Centro Comprensivo de Cáncer de la Universidad de Puerto Rico (CCCUPR). Copyright MSP.

Una investigación del Centro Comprensivo de Cáncer de la Universidad de Puerto Rico (CCCUPR) busca demostrar al mundo que la ancestría puertorriqueña predispone a un riesgo mayor a los pacientes al desarrollo del cáncer de colon y que por lo tanto, el manejo clínico que esta población no puede igualarse a otras etnicidades.

Entre los autores del estudio científico figuran la Dra. Marcia Cruz Correa, gastroenteróloga oncóloga del CCCUPR y los investigadores Julyann Pérez Mayoral, Marievelisse Soto, Rafael Rivera, entre otros.

Puerto Rico fue escenario clínico para probar la efectividad de un producto natural contra la metaplasia gástrica
Los laboratorios de la isla fueron escenario donde el cúrcuma, especia derivada del jengibre, fungió como objeto de estudio para detener el proceso inflamatorio que produce la metaplasia gástrica, lo que pone en riesgo a los pacientes a desarrollar cáncer de estómago, informó la doctora Marcia Cruz Correa, gastroenteróloga oncóloga del Centro Comprensivo de Cáncer de la Universidad de Puerto Rico (UPR).

Pérez Mayoral explicó a la Revista de Medicina y Salud Pública (MSP) que el estudio, que inició en el 2015, surgió de la necesidad de evaluar cómo el genoma boricua promovía algún cambio en el tumor.

“Nosotros tenemo una población que es mixta y vimos que los afroamericanos tienen un mayor riesgo de cáncer de colon. Nuestra hipótesis es que como tenemos mayor porcentaje de genoma africano, pues esto afectará el riesgo de padecer de cáncer de colon. Nosotros tenemos más genoma africano que otros países latinoamericanos”, señaló en primera instancia la investigadora.

“No podemos descartar que el genoma europeo o el taíno nos modifique ese riesgo y que las características de ese tumor sean diferentes”, apuntó.  

Los investigadores han hecho análisis a unos mil pacientes con cáncer de colon con el propósito de evaluar el genoma y además, apuestan a que futuramente pudieran establecer patrones moleculares del tumor a base de la ancestría del paciente que ayuden a dirigir un tratamiento más eficaz contra el tumor.

Enfatizó que uno de los propósitos del estudio es unirse al esfuerzo de otros oncólogos e investigadores para que en un  futuro las pruebas genéticas sean parte del cernimiento de los pacientes con mayor riesgo, incluyendo a aquellos con mayor predisposición al cáncer de páncreas.

“Necesitamos el apoyo de los pacientes. Los próximos pasos es hacer estudios en jóvenes que no tienen historial de cáncer y ver porqué están desarrollando la enfermedad”, apuntó.

Por su parte, la Dra. Cruz Correa, expresó que anualmente se diagnostica cáncer de colon en 1,800 pacientes de la isla anualmente y que y "200 de esas, tendrán un factor genético que le aumentó el riesgo de padecer de cáncer de colon y del 5 al 10% serán cánceres hereditarios, donde el paciente nació con una mutación en el gen que le aumentó el riesgo de padecer de cáncer de colon".

Comentarios

X